Nacional

sábado 17 abr 2021 | Actualizado a 16:41

La Conalcam define el futuro del MAS en reunión de abril

Encuentro. En el Gobierno habrá una ‘purga’ tras el referéndum

Cita. El presidente Morales se dirige a los cocaleros en Lauca Ñ, ayer.

/ 5 de marzo de 2016 / 09:21

La Coordinadora Nacional por el Cambio (Conalcam), estructura deliberativa del oficialismo, se reunirá en abril para definir el futuro del partido gobernante tras los resultados adversos del referéndum constitucional. Ya se habla de una “purga” de militantes.

Será un cónclave “histórico”, al menos así lo perfiló el presidente Evo Morales desde Lauca Ñ,  donde junto con las Seis Federaciones del Trópico de Cochabamba evaluó los resultados de la consulta ciudadana del pasado 21 de febrero, proceso que registró la primera derrota del oficialismo tras 10 años de gobierno y amplias victorias en las urnas que superaron incluso el 60% de respaldo.

“Me han sorprendido, no había pensado en eso. (…) Creo que va a ser la primera semana de abril en la Coronilla (Cochabamba), será el segundo ampliado del Conalcam para evaluar y decidir qué camino vamos a tomar hacia adelante”, señaló el Mandatario.

Un evento similar se desarrolló en 2008, cuando la Conalcam y la Central Obrera Boliviana (COB), en ampliado nacional, aunaron fuerzas para exigir al extinto Congreso la convocatoria al referéndum aprobatorio de la  nueva Constitución Política que después entró en vigencia en 2009.

“Frente a estos resultados, ¿cuál es la tarea que tenemos que hacer? Qué está mal, qué hay que mejorar”, cuestionó Morales tras aceptar que el MAS “no había sido invencible” en las urnas. Atribuyó, como en anteriores oportunidades, la victoria del No a la “guerra sucia” que emprendió la oposición y el “imperialismo” en la red social Facebook. No obstante, advirtió que también existen responsables en el propio MAS.

“Tengo alguna información. (…) Servidores públicos serán con capacidad profesional, pero no con conciencia social ni compromiso político y eso nos afectó y algunos (dirigentes), han pedido una purga, cernir. (…) Cómo es posible siendo nuestro gerente, haciendo campaña por el No. Nuestro gerente de alguna empresa. Me han traído su carro (fotografía) con un afiche del No. Es otro debate”, sostuvo el gobernante boliviano.

Morales reconoció que la derrota en la consulta fue ‘una sorpresa’ y llamó la atención por el 16% de ausentismo en el Chapare, que atribuyó a alguna confusión de los votantes. Observó, además,  la derrota que sufrió el oficialismo en municipios bajo administración del partido en función de gobierno, como es el caso de Cabezas, en el departamento cruceño.

Jura Viceministra de Comunicación

Dennis Luizaga

Paola Susana Gonzales García asumió ayer como viceministra de Políticas Comunicacionales, en reemplazo de Claudia Espinoza, quien renunció a su cargo el miércoles. Ejerció el periodismo y fue responsable de Socialización y Publicidad de la Gerencia Nacional de Redes de Gas y Ductos de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

“Quiero agradecer al presidente Morales, a la ministra y al pueblo que están confiando en mi persona. Prometo dar alma, vida y corazón por desempeñar las funciones que se me asignen y (estoy) dispuesta a trabajar por mi país”, señaló la nueva autoridad en una escueta declaración. La ministra de Comunicación, Marianela Paco, pidió a Gonzales coadyuvar en la promoción del respeto a los derechos constitucionales de información y comunicación, con especial atención en los medios privados.

“Hay mucho que revolucionar en comunicación, que sigan (los) principios de transparencia, equidad y dignidad de las personas”, señaló Paco. La renuncia de Espinoza causó susceptibilidades en esferas políticas porque se produjo en el ínterin del caso Zapata y su relación con la empresa china CAMC.

Comparte y opina:

Morales denuncia que Áñez pretendía instalar una junta militar para evitar a Arce

“Queremos decirles a los golpistas: ¡aquí está el pueblo boliviano; los vendepatrias nunca más volverán!”, respondió Evo Morales en una concentración del MAS.

Evo Morales habla en la concentración del MAS en Cochabamba. Foto: APG

/ 17 de abril de 2021 / 15:00

El expresidente Evo Morales denunció este sábado que a dos semanas de la posesión de Luis Arce, quien ganó las elecciones de 2020 con el 55,1% de los votos, el gobierno de Jeanine Áñez pretendía instalar una junta militar para impedir el juramento del mandatario electo.

“La penúltima semana para la posesión del hermano Lucho, la dictadura de los golpistas —qué ‘gobierno de transición’, ningún gobierno de transición— tenía el plan de dejar el gobierno a una junta militar”, contó el exmandatario, ahora titular del Movimiento Al Socialismo (MAS, en una concentración de ese partido en Cochabamba.

“Saludo a algunos militares, se rebelaron a su comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, general (Sergio Orellana)”, remató.

Morales, dimisionario en la crisis poselectoral de 2019, fue sustituido el 12 de noviembre de ese año por la entonces senadora de minoría Jeanine Áñez, que se proclamó mandataria en sendos se actos de la Cámara de Senadores y de la Asamblea Legislativa sin quorum ni presencia de los dos tercios del MAS. Protestas políticas a raíz de “irregularidades” detectadas por la misión de observadores de la Organización de Estados Americanos (OEA) sobre las elecciones del 20 de octubre habían desembocado en un quiebre institucional.

Es más, el expresidente consideró que un grupo militar “golpista” intentó cohesionarse a una semana de la posesión de Arce, acto que sucedió en la Asamblea Legislativa el 8 de noviembre del año pasado. “La última semana, antes del 8 de noviembre, otra vez intentaron cohesionar militares golpistas para que el hermano Lucho no tome posesión. Hasta el último día la batalla”, dijo.

Ese grupo especializado de Sanandita quería venirse a La Paz. ¿Para qué a La Paz? Seguramente era para tomar la Asamblea Legislativa o para detener a Lucho y no se posesione”, especuló Morales.

“Es larga la historia, hay que repasar esa historia”, insistió.

Morales llamó a defender al gobierno de Luis Arce. “No podemos estar con las manos cruzadas, ya sabemos cuál es la intención de la derecha boliviana. Cuando no nos ganan elecciones, golpe de Estado”, afirmó.

Recordó que en las últimas semanas aparecieron amenazas desde fuerzas detractoras del oficialismo. Una de ellas fue la del ahora gobernador electo de Santa Cruz, Luis Fernando Camacho. “Voy a decir algo al señor Arce: no se olvide cómo salió Evo Morales, que aprenda a respetar nuestras instituciones”, arengó el 20 de febrero en una comparecencia con periodistas tras la aprobación de la Ley de Emergencia Sanitaria.

El 1 de abril, al saberse de la detención de la exministra de Medio Ambiente María Elba Pinckert, el presidente del Comité pro Santa Cruz advirtió al Gobierno: “Señores, no jueguen con fuego, se van a quemar”.

Le han dicho: “Lucho, cuidado que te vaya como a Evo Morales, amenazando con golpe de Estado. Queremos decirles a los golpistas: ¡aquí está el pueblo boliviano; los vendepatrias nunca más volverán!”, respondió Morales.

“No hemos convocado, saben que es importante acompañarnos, nos acompañamos y no nos abandonamos; estamos presentes para no abandonar nuestra revolución democrático-cultural”, dijo el expresidente.

El MAS evalúa su situación político días después de conocerse los resultado de la segunda vuelta de las elecciones subnacionales, en las que no consiguió una sola de las cuatro gobernaciones en disputa electoral.

Comparte y opina:

La COB llama a defender la democracia, al gobierno de Arce y a estar ‘en pie de lucha’

“Tenemos que trabajar juntos, tenemos que estar unidos, porque solos no vamos a poder”, enfatizó Juan Carlos Huarachi.

El secretario ejecutivo de la COB, Juan Carlos Huarachi. Foto: ABI.

/ 17 de abril de 2021 / 14:40

En un masivo encuentro del Movimiento Al Socialismo (MAS) en Cochabamba, el secretario ejecutivo de la Central Obrera Boliviana (COB), Juan Carlos Huarachi, convocó este sábado a defender la democracia, al gobierno de Luis Arce y a estar en “pie de lucha” ante cualquier posible nuevo intento de “desestabilización” del país.

En este encuentro “se tienen que ratificar tres compromisos: primero, defender la democracia; segundo, garantizar y defender a nuestro gobierno elegido democráticamente, a la cabeza de Luis Arce y David Choquehuanca; y tercero, debemos estar en pie de lucha, debemos estar en estado de emergencia ante cualquier intento de desestabilización de la derecha”, exclamó.

El dirigente agregó que con estos tres lineamientos se logrará “sellar la unidad del pueblo boliviano” a la cabeza del instrumento político oficialista.

Pues, son “consignas que estamos lanzando a nivel nacional para defender a nuestro gobierno (con el fin de) apoyar su gestión durante los próximos cinco años; tenemos que trabajar juntos, tenemos que estar unidos, porque solos no vamos a poder”, insistió.

El viernes, en un acto realizado por el aniversario 69 de la COB, el presidente Arce también consideró que continuarán los intentos de desestabilización de su gobierno e instó a los trabajadores de la COB a defender la “democracia intercultural” del país. “La lucha contra el capitalismo, imperialismo y el colonialismo continúa, compañeros, y los intentos por desestabilizar a nuestro gobierno democráticamente electo no cesarán, (por eso) hoy, junto a los trabajadores, tenemos el gran desafío de cuidar y defender nuestra democracia intercultural, nuestros recursos naturales y los derechos conquistados con la sangre y valentía de nuestro pueblo”, dijo el Jefe de Estado.

Comparte y opina:

Arce: Los que perdieron siguen maquinando un golpe, pero ‘la derecha no pasará’

El Jefe de Estado instó a la unidad del MAS, lamentó que solo se hable de una mujer encarcelada (Jeanine Áñez) y aseguró que se hará “todo para que de una vez se abran todos los juicios” por las masacres.

Luis Arce en una concentración del MAS en Cochabamba. Foto: APG.

/ 17 de abril de 2021 / 13:18

El presidente Luis Arce, que participó en una concentración del Movimiento Al Socialismo (MAS) en Cochabamba tras la derrota del oficialismo en el balotaje del 11 de abril, aseguró este sábado que los constantes perdedores en las urnas siguen “maquinando” un golpe de Estado en Bolivia, pero “la derecha golpista no pasará”.

“Estamos aquí una vez más en Cochabamba para decirle con absoluta claridad que la derecha golpista no pasará; los que perdieron en las urnas, los que no recibieron el voto popular, ahora siguen confabulando y siguen maquinando un golpe de Estado, una desestabilización, porque son incapaces de ganar con el voto popular”, exclamó.

Agregó que el MAS es el único instrumento político que demostró en todo este último tiempo tener el apoyo masivo del pueblo boliviano porque es un partido de la mayoría.

“Y es que el pueblo es muy sabio, no solo apostó (en las elecciones nacionales de 2020) por la educación, la economía y la salud,  sino también por la recuperación de la estabilidad democrática. Los bolivianos somos gente de paz, pero hay intereses extranjeros y nacionales que no quieren que vivamos en paz y claramente lo han demostrado en 11 meses (del gobierno de Jeanine Áñez), en el que saquearon al país, estaban negociando ya nuestros recursos naturales y habían tremendos hechos de corrupción”, enfatizó.

Asimismo, recordó que el “golpe de Estado” de 2019, “que ahora algunos quieren negarse y se hacen a los santitos”, derivó en la masacre de 36 bolivianos en Sacaba y Senkata.

Pero “les decimos una vez más, desde aquí, que no nos mueve el odio, no nos mueve la venganza; lo que nos mueve es nuestro afán inquebrantable de justicia”, agregó Arce, quien lamentó que solo se hable de la detención preventiva de Áñez por ese “golpe de Estado” y no de las víctimas de las masacres.

“Vemos cómo se habla (solo) de una mujer en la cárcel cuando hay 36 madres de familia que siguen llorando la muerte de sus hijos y cuando hay más de dos mil familias lloran a sus heridos, (pero) lo que nosotros siempre hemos dicho a los hermanos de Sacaba y Senkata es que vamos a hacer todo para que de una vez por todas se abran todos los juicios necesarios”, ratificó.

Además, el Jefe de Estado dijo que su gobierno avanzó en poco tiempo en la solución del problema de la educación, economía y también avanza hacia la recuperación de la salud de los bolivianos.

Sin embargo, “hay mucho por hacer (…) y para eso es muy importante (la unidad, aunque) la derecha tiene su estrategia y nos quiso dividir, nos quiso mostrar como si la derecha hubiera ganado (en las elecciones subnacionales), (pero) el pueblo ha ganado, hemos derrotado en las urnas una y otra vez, y por eso como nunca ahora tenemos cada vez más concejales, más asambleístas departamentales y más alcaldías”, señaló.

En las elecciones subnacionales del 7 de marzo, el MAS ganó en la mayoría de los municipios (239 de 336, principalmente de áreas rurales), pero en el balotaje del 11 de abril, que se realizó en cuatro departamentos para elegir a sus nuevos gobernadores, perdió en las cuatro regiones.

Comparte y opina:

Quintana plantea que una comisión independiente investigue ‘tráfico de tierras’ en el gobierno de Áñez

“Creo que aún no han concluido las prácticas de apropiación ilegal, del lavado de dinero del narcotráfico y la venta irregular de tierras a extranjeros”, afirmó el exministro.

El exministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana. Foto de archivo: La Razón.

/ 17 de abril de 2021 / 10:37

El exministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, propuso que una comisión independiente investigue el supuesto tráfico de tierras durante el gobierno de Jeanine Áñez porque cree que en ese periodo de administración del país se amplió las apropiaciones indebidas de los predios estatales.

“Hay que hacer una investigación muy rápida, incluso, yo diría, instalando una comisión independiente, respecto al manejo de la política de tierras durante la dictadura de Jeanine Áñez. Yo tengo la impresión de que (…) se ha hecho tráfico de tierra, se ha vendido tierra a extranjeros y se ha ampliado la esfera de apropiación de tierras estatales por parte de algunos empresarios”, dijo.

La exautoridad presume que durante los 11 meses del anterior gobierno se gestionó mucha tierra del Estado en favor de los grandes intereses agroindustriales y “por supuesto de los empresarios tramposos como Branko Marinkovic”, que fue uno de los ministros de Áñez.

“Por tanto, solamente una investigación muy sencilla nos podría dar información acerca de lo que ha significado el tráfico de tierras, el enriquecimiento de unas cuantas personas a través del Ministerio de Desarrollo Rural y el INRA. Solo una investigación muy preliminar, muy sencillita, que la pueden hacer cinco a 10 técnicos, nos podrían dar unos resultados escandalosos”, insistió en una entrevista con Bolivia TV.

Estas declaraciones surgen después de que la noche del 13 de abril fueron sorprendidos el exministro de Desarrollo Rural y Tierras Edwin Characayo y el exdirector general de Desarrollo Rural Hiper García en pleno centro de la ciudad La Paz con $us 20.000 de un supuesto soborno por el saneamiento de una propiedad en el departamento de Santa Cruz.

“Y (ese) acto de corrupción, hoy en día, debería convocar al propio Gobierno, a la Asamblea Legislativa y a otras entidades vinculadas al tema a una profunda reflexión acerca de la política de gestión de tierras en Bolivia, (porque) creo que aún no han concluido las prácticas de apropiación ilegal, del lavado de dinero del narcotráfico y la venta irregular de tierras a extranjeros”, añadió Quintana.

Comparte y opina:

El embajador argentino Ariel Basteiro llega a La Paz para afianzar restablecimiento de relaciones

El nuevo embajador argentino Ariel Basteiro ya había cumplido similar misión en el pasado. Durante el gobierno de la expresidenta Jeanine Áñez se rompieron las relaciones bilaterales

Ariel Basteiro a su llegada al aeropuerto de El Alto

/ 16 de abril de 2021 / 21:20

Llegó la noche de este viernes a La Paz el designado embajador de Argentina en Bolivia Ariel Basteiro con el objetivo de consolidar las restablecidas relaciones bilaterales. “Hay una agenda muy amplia e importante en temas comerciales, culturales y sociales”, explicó.

Hace un poco más de un mes llegó a Bolivia el canciller argentino Felipe Solá en una visita que significó el restablecimiento de las relaciones rotas en el gobierno de la expresidenta Jeanine Áñez, encarcelada por el caso “golpe de Estado”.

“Mi llegada tan solo le va a dar más de fuerza o la va a encaminar en el reinicio de relaciones diplomáticas que estaban suspendidas”, destacó el diplomático que ya había cumplido esta misión en el pasado.

El gobierno argentino de Alberto Fernández no reconoció a la administración de Áñez.

Comparte y opina:

Últimas Noticias