Nacional

sábado 16 ene 2021 | Actualizado a 17:21

Fueron gasificados tras marchar por horas con sus muertos en hombros para pedir justicia

Una masiva marcha descendió desde El Alto a La Paz para exigir justicia por los ocho muertos en medio de un operativo para evacuar cisternas con combustible desde la planta de Senkata, en la zona del mismo nombre. La movilización fue dispersada por policías

Dos ataúdes quedan tras la huida por efecto de los agentes químicos. Captura de imagen

/ 21 de noviembre de 2019 / 18:01

“¡Asesinos!”, “¡asesinos!” gritaba una multitud que marchó por horas desde Senkata, en El Alto, cuando se plantó frente a un contingente policial-militar en el Obelisco, ya en el centro de la ciudad. Pedían justicia y llevaban en hombros los ataúdes de sus muertos, como un símbolo de su dolor y de la rebeldía que es parte de esa ciudad, con altos índices de pobreza.

La bandera boliviana y la wiphala cubrían dos de los féretros que eran llevados en hombros, otro estaba sobre un minibús. Uno era de color blanco y el resto café, todos estaban al frente de la multitudinaria marcha. De un momento a otro uno fue puesto sobre un vehículo militar de asalto que era la punta de lanza de un fuerte resguardo policial-militar que estaba en el lugar.

Mientras que desde la multitud gritaban a los uniformados “¡asesinos!”, “¡asesinos!”. Los increpaban a su paso frente a ellos, incluso les arrojaban diferentes objetos en una actitud desafiante.

Ya era difícil contener a la marcha en su avance con solo la presencia de uniformados. Cargados de sus ataúdes, incluido el que dejaron sobre el vehículo de asalto, sobrepasaron el primer cordón de seguridad policial-militar en el Obelisco. Segundos después se activó la represión con el lanzamiento de agentes químicos que dispersaron a los movilizados por diferentes calles aledañas.

Protestas junto a los ataúdes

En su huida dejaron en el piso, cerca del vehículo militar, dos de los ataúdes. Solo uno, quizá un familiar, se quedó agachado en medio de la neblina de los gases al pie de uno. No los iban a dejar ahí, volvieron minutos después y se los llevaron metros más arriba, cerca de la plaza San Francisco, el tercer féretro ya había sido evacuado sobre un minibús.

Muy temprano en la mañana empezaron su larga caminata desde Senkata, lugar de luto por los ocho muertos del martes, acompañados de campesinos de Potosí. Caminaron por varias horas hasta la Ceja, límite entre ambas ciudades, y descendieron a la ciudad por la avenida Naciones Unidas. Pedían justicia a su paso y enarbolaban wiphalas, un símbolo patria que había sido agraviado en medio del motín policial y la crisis que derivó en la renuncia de Evo Morales, el 10 de noviembre.

“Nos quieren matar, no lo vamos a permitir”, hablaba en voz alta y de manera desafiante, junto a los dos ataúdes, un hombre mirando hacia los militares y policías que se habían quedado en el Obelisco. Impotente, solo golpeaba con puño cerrado una de esas cajas que llevaba a una de las ocho personas que murieron a bala el martes, en el operativo que evacuó cisternas con carburantes desde la planta de Senkata a La Paz para paliar el ya difícil desabastecimiento.

La masiva marcha que descendía desde El Alto

A su lado, una mujer de pollera y con una wiphala, solo  atinaba a decir: “No tenemos armamento”.

Los policías ya habían empezado el operativo que se extendió por diferentes calles y avenidas hasta dispersar a la multitudinaria marcha que descendió desde Senkata, El Alto, por decisión de un cabildo. Muchos en moto y otro contingente a pie perseguían a los manifestantes en su huida para lograr, como al final lo hicieron, dispersarlos por completo.

“Que nos maten”, “vamos a seguir el bloqueo, que vengan”, arengaba una mujer en la calle Murillo y Mariscal Santa Cruz, en medio de llanto y rabia que le provocaba los efectos de los gases lacrimógenos. Otros trataban de reagrupar a los que escapaban, gritando: “¡Vuelvan!” “!vuelvan¡”, y otros más en ya como parte de decenas de manifestaban obligaban a cerrar a los comercios que estaban abiertos en ese momento.

Los militares, como ocurre desde que salieron a restablecer el orden, estaban en la segunda línea de seguridad en el Obelisco, a pocas cuadras de la plaza Murillo, que estaba con seguridad policial y militar en sus diferentes puntos de acceso. Por varias horas se extendió el operativo hasta que lograron controlar por completo la situación. Hay detenidos y heridos.

Los ataúdes fueron llevados hasta el atrio de la plaza San Francisco, ahí fueron subidos a un minibús que los llevó hasta El Alto, donde serán velados y sepultados. Forman parte de los ocho muertos del martes, cuando se evacuó de la planta de Senkata varias cisternas con gasolina y diésel, además de carros con Gas Licuado de Petróleo (GLP) hasta la ciudad de La Paz.

Mientras tanto no cesó el bloqueo en Senkata, en el Distrito 8 de una de las ciudades más jóvenes de Bolivia y con altos índices de pobreza. Ahora amenazan con radicalizar ese bloqueo que lleva ya varios días en demanda de la renuncia de la presidenta Jeanine Áñez.

Operativo policial en el centro paceño

Tras los muertos hubo ataques a la planta con dinamitas. Quemaron vehículos que estaban en el interior y derribaron un puente peatonal sobre la vía que horas antes habían usado los militares y policías para el operativo de abastecimiento de combustible. El Ministerio de Defensa alertó el miércoles de un cerco a la planta y advirtió que los militares evitarán su toma y ataque.

El Alto y ese distrito fueron en 2003 foco también de los conflictos que acabaron con decenas de muertos y la dimisión de Gonzalo Sánchez de Lozada.

Comparte y opina:

Muere Samuel Sea Ilimuri, candidato de CC a la Gobernación de La Paz.

El expresidente y jefe de Comunidad Ciudadana (CC), Carlos Mesa, informó de la muerte del candidato, sin dar detalle de la causa del deceso.

/ 16 de enero de 2021 / 14:23

El expresidente y jefe de Comunidad Ciudadana (CC), Carlos Mesa, informó este sábado de la muerte del candidato por ese frente a la Gobernación de La Paz, Samuel Sea Ilimuri, sin dar detalles de la causa del deceso.

“Con profunda tristeza comunico el fallecimiento de Samuel Sea Ilimuri, candidato a la Gobernación de La Paz por Comunidad Ciudadana. Mis condolencias a su familia. Mi homenaje a un ciudadano comprometido con su pueblo. Que descanse en paz”, escribió en su cuenta en Twitter.

Sea fue inscrito para terciar en las elecciones subnacionales del 7 de marzo.

Comparte y opina:

El MAS suspende concentraciones de campaña frente al rebrote del COVID-19

El expresidente y jefe del MAS, Evo Morales, dio positivo al coronavirus y recibe atención médica en una clínica privada de la ciudad de Cochabamba

Evo Morales al frente de militantes del MAS en Villa Tunari. Foto archivo: Evo Morales

/ 16 de enero de 2021 / 14:08

El Movimiento Al Socialismo (MAS) instruyó este sábado la suspensión de las concentraciones masivas de campaña electoral en Bolivia. El expresidente y jefe del MAS, Evo Morales, informó de la decisión tomada para contribuir a frenar la expansión del COVID-19.

“Frente al crecimiento del número de contagios de Covid-19, el MAS-IPSP suspende la realización de concentraciones masivas de campaña, en todo el territorio nacional. ¡Prevenir es vivir!”, posteó en su cuenta en Twitter.

La pandemia se encuentra en franco proceso de rebrote en Bolivia, con casos diarios que sobrepasan los 2.000. Los diferentes hospitales públicos se encuentran colapsados ante la demanda de atención por la enfermedad.

El MAS acostumbra convocar a masivas concentraciones partidarios rumbo a las subnacionales de marzo. Morales instruyó ahora suspender las convocatorias ante el riesgo que presentan para la propagación de la enfermedad.

Comparte y opina:

La CIDH admite demanda por la desaparición del exlíder socialista Marcelo Quiroga Santa Cruz

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) admitió la demanda, tras descartar que haya duplicidad con una presentada en 1980.

Marcelo Quiroga Santa Cruz. Foto: Archivo-La Razón.

/ 16 de enero de 2021 / 12:18

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) admitió la demanda internacional contra el Estado de Bolivia por la detención, tortura y desaparición forzada del exlíder del Partido Socialista (PS-1) Marcelo Quiroga Santa Cruz en julio de 1980, durante el asalto por parte de paramilitares a las oficinas de la Central Obrera Boliviana (COB).

El petitorio fue interpuesto en marzo de 2010 por María Soledad y Pablo Rodrigo Quiroga Trigo y la Fundación Observatorio de Derechos Humanos y Justicia. En el documento también se denuncia “la falta de respuesta judicial efectiva ante estos hechos y los daños ocasionados como consecuencia de la ausencia de acciones estatales que se orientaran al establecimiento de justicia y verdad”.

“Declarar admisible la presente petición en relación con los artículos 3, 4, 5, 7, 8, 13, 16, 23 y 25 de la Convención Americana en relación con los artículos 1.1 y 2 del mismo instrumento y en relación a los artículos I y III de la Convención Interamericana sobre Desaparición Forzada de Personas” y notificar a las partes la presente decisión”, refiere las conclusiones del informe.

Según los argumentos, “el Estado no realizó un esfuerzo significativo para localizar y/o reconstruir la información bajo control de las Fuerzas Armadas, necesaria para esclarecer los hechos, identificar a todos los agentes que tuvieron alguna responsabilidad y encontrar los restos de los desaparecidos”.

Hasta el momento no se dieron con los restos del líder socialista. En 2015, el exdictador Luis García Meza (1980-1981) afirmó que el cuerpo de Quiroga Santa Cruz estaba enterrado en la hacienda del también exdictador Hugo Banzer Suárez, en la localidad de San Javier en el departamento de Santa Cruz.

Se hizo una búsqueda sin resultados.

Según un trabajo periodístico, publicado en el medio digital Lo que se calló, tras ser gravemente herido en las gradas de la sede de la Central Obrera Boliviana (COB) que en ese entonces se ubicaba en el Prado de La Paz, en lo que hoy es una casona vieja frente a un cine y comercios de comida rápida, aún mal herido, es conducido en una ambulancias de capó celeste de la Caja Nacional de Seguridad Social (CNSS) hasta el Estado Mayor de Miraflores.

En ese ínterin fue torturado y cerca a las 17.00 ultimado en el patio de honor del “G2”, el temido Departamento Segundo del Estado Mayor General, la unidad de inteligencia bajo el mando de Arce Gómez.

Para admitir la demanda, la CIDH estableció que no hay duplicidad -como observó el Estado- con la demanda presentada “por la ONG Washington Office on Latin America (en adelante, “WOLA”) el 23 de julio de 1980 que dio inicio al caso 7.458 y a la Resolución No. 27/81 de 25 de junio de 1981, ya que no existe identidad en los términos que señala la Convención Americana”.

Según la CIDH, en caso de un informe de admisibilidad, «la petición se convierte en un caso, se le asigna un número de caso, e ingresa a la etapa de Fondo».

Comparte y opina:

Ministro Auza: ‘Debemos pasar este túnel con el menor luto y dolor posible’

El ministro de Salud, Jeyson Auza, consideró que Bolivia se encuentra en la “etapa más dura de la historia de la salud”, aunque dijo que las vacunas compradas por el Gobierno representan una “luz al final del túnel”

Por Carlos Corz

/ 16 de enero de 2021 / 11:37

En el acto de su posesión, el ministro de Salud, Jeyson Auza, aseguró que Bolivia se encuentra en la “etapa más dura de la historia de la salud” por el rebrote del COVID-19 y que el desafío es esperar las vacunas “con el menor luto y dolor que nos sea posible”, aunque reflexionó que todo estará destinado al “fracaso” sin la participación y compromiso de la población.

“Las vacunas, gracias a la voluntad de nuestras autoridades, hoy se constituyen una luz al final del túnel, esto ya no son simples promesas, pero debemos atravesar este túnel con el menor luto y dolor que nos sea posible”, insistió y consideró que se está “en el inicio de la etapa más dura de la historia de la salud boliviana que inexorablemente tenemos que atravesar”.

Auza asumió el cargo este sábado,  un día después de que renunciara Édgar Pozo por haber contraído el coronavirus, en un momento de rebrote del virus que hasta el viernes sumó 183.589 contagiados desde marzo de 2020. En los últimos días los casos por día superan los 2.000.

Para este mes se espera un primer lote de 6.000 vacunas Sputnik V contra el virus, que estará destinado al personal de salud de Santa Cruz, uno de los departamentos más golpeados. Llegarán 5,2 millones de vacunas rusas, a las que se sumarán 5 millones del laboratorio AstraZeneca y la Universidad de Oxford.  

Además se tiene comprometido otro lote importante bajo el mecanismo COVAX.

Auza explicó que es necesario el compromiso de la población en todos los esfuerzos que se hagan por contener la propagación de la enfermedad porque sin su participación de nada servirá mejorar la respuesta del sistema de salud.

“No importa cuánto hagamos, sin la participación protagónica del pueblo boliviano vamos a estar destinados al fracaso. Sin la conciencia de todos y cada uno de ustedes queridos hermas y hermanos bolivianos no vamos a poder hacer una tarea como quisiéramos”, reflexionó.

Diferentes municipios retomar restricciones, principalmente, en la circulación de la población para contribuir a contener el avance del virus.

Comparte y opina:

Gobierno de Arce aprueba imagen institucional con íconos de tejidos de cuatro regiones

La nueva Imagen Gobierno estará en la papelería de las diferentes instancias del gobierno. Los tejidos que están representados en el ícono son del altiplano, valles, amazonia y chaco

La nueva Imagen Gobierno

/ 15 de enero de 2021 / 23:42

La administración del presidente Luis Arce diseñó y aprobó el uso de su propia imagen institucional. Tiene íconos de tejidos del altiplano, valles, amazonia y chaco con la idea de revalorizar la cultura y diversidad.

Los íconos “están distribuidos en 24 texturas, colores y símbolos, con una composición coherente de los tejidos por región, para dotar a la Imagen Gobierno toda su fuerza expresiva, integradora, representativa y auténtica”, se explica en el decreto que institucionaliza este símbolo distintivo.

“Las entidades e instituciones señaladas en el Artículo 3 del presente Decreto Supremo deben implementar las imágenes y logotipos de la “Imagen Gobierno”, a partir de la publicación del presente Decreto Supremo”, refiere la disposición transitoria del decreto 4445.

La parte central del logotipo está “representada por el símbolo de una espiral que va de un punto medio hacia el infinito, este símbolo representa al Pachakuti, que alude al retorno de la dualidad y el orden, en un círculo infinito”.

Mientras que la “disposición horizontal del soporte secundario, respeta el orden de la cosmovisión andina del número cuatro”, refiere parte del justificativo y explicación del simbolismo del ícono institucional que estará en la papelería oficial.

Comparte y opina: