Nacional

viernes 18 sep 2020 | Actualizado a 10:06

The New York Times: El análisis de la OEA sobre las elecciones ‘era deficiente’

Un estudio independiente que utilizó datos encargados por el diario estadounidense estableció que los métodos del organismo multilateral no eran correctos y no hay evidencia estadística del “fraude”. Antes, el The Washington Post había presentado una conclusión similar.

/ 7 de junio de 2020 / 23:34

Protestas en la zona Sur de La Paz, en demanda del respeto del voto, tas la denuncia presunto fraude electoral. Foto: APG - archivo

En un reportaje que analizó los resultados de las elecciones de octubre de 2019 anuladas en Bolivia, el diario estadounidense The New York Times descubrió que el estudio con el que la OEA desahució los comicios y sugirió anularlos “era deficiente”. Antes, otro estudio había considerado “profundamente defectuosas” las conclusiones del trabajo del organismo.

“Examinamos detenidamente la evidencia estadística de la OEA y hallamos problemas con sus métodos”, dijo Francisco Rodríguez, un economista que enseña estudios latinoamericanos en la Universidad de Tulane, según cita el periódico.

“Una vez que corregimos esos problemas, los resultados de la OEA desaparecen, sin dejar evidencia estadística de fraude”, insistió el especialista.

Además de Rodríguez, participaron del análisis del The New York Times Nicolás Idrobo, estudiante de doctorado de la Universidad de Pensilvania, y Dorothy Kronick, especialista de política latinoamericana de la Universidad de Pennsylvania.

Datos “incorrectos”

Según el diario, dichos investigadores independientes, que trabajaron sobre los datos “obtenidos por el The New York Times de las autoridades de Bolivia”, descubrieron que el análisis de la Organización de Estados Americanos (OEA) “era deficiente”.

Bajo el título de «Una elección amarga. Acusaciones de fraude. Y, ahora, una reconsideración» y la firma de Anatoly Kurmanaev y la boliviana Maria Silvia Trigo, The New York Times informó que los investigadores hallaron “que la conclusión de que los votos a favor de Evo Morales aumentaron inexplicablemente una vez que el conteo se reanudó estuvo basada en datos incorrectos y técnicas estadísticas inapropiadas”.

El estudio independiente al que alude el diario es de Social Science Research Network  (SSRN), una entidad científica dedicada a investigaciones sobre ciencias sociales y de humanidades.

En el resumen sobre la investigación, que fue redactado este domingo 7 de junio, se encuentran estas conclusiones relativas a la “evidencia cuantitativa”:

a)            Un salto aparente en la participación del voto del titular era en realidad un artefacto del error de los analistas; b) el análisis de la variación dentro del recinto ignoraba por error una fuerte tendencia secular; y c) aparecen patrones casi idénticos en los datos de la elección anterior, que no fue impugnada.

“En resumen, examinamos los patrones que los observadores consideraron ‘inexplicables’, y encontramos que podemos explicarlos sin invocar fraude”, dice SSRN.

El acápite considera: “Las tendencias sorprendentes en los votos contados tarde pueden provocar conflictos. En Bolivia, los observadores electorales recientemente hicieron sonar las alarmas sobre las tendencias en los votos tardíos, con dramáticas consecuencias política”.

Otro estudio

El 2 de marzo, el también diario estadounidense The Washintong Post publicó un estudio del Massachusetts Institute of Technology (MIT), que estableció que “no encontró ninguna razón para sospechar fraude” en las elecciones del año pasado.

El análisis fue firmado por los investigadores John Curiel y Jack R. Williams y desahuciado luego por el gobierno de Áñez.

El documento consideró que las conclusiones de la OEA fueron “profundamente defectuosas”. “Es muy probable que Morales haya ganado el margen de 10 puntos porcentuales requerido para ganar en la primera ronda de la elección el 20 de octubre de 2019”, concluyó.

Consecuencias

A menos días del plazo de 12 que se impuso para su informe, la OEA consideró que en el cómputo electoral aprobado por el Tribunal Supremo Electoral (TSE) fueron detectadas  «manipulaciones al sistema informático» de «tal magnitud», que no le permiten validar los resultados de las elecciones que, no obstante, ganó Morales, del Movimiento Al Socialismo (MAS).

El informe preliminar evacuado horas antes de la renuncia del mandatario, el 10 de noviembre de 2019, instaló en la opinión pública, el sistema político nacional y el concierto internacional la tesis de “fraude electoral”, como repitió después el secretario general de la OEA, el uruguayo Luis Almagro, en una sesión de la Asamblea General.

Por eso «nos cabe manifestar que la primera ronda de las elecciones celebrada el 20 de octubre pasado debe ser anulada y el proceso electoral debe comenzar nuevamente, efectuándose la primera ronda tan pronto existan nuevas condiciones que den nuevas garantías para su celebración, entre ellas una nueva composición del órgano electoral», sugirió el funcionario a través de un comunicado del 10 de noviembre.

“Ipso facto”

El 12 de noviembre, la entonces segunda vicepresidenta de la Cámara de Senadores, Jeanine Áñez, tomó la titularidad del órgano legislativo ante la renuncia previa de la presidenta, Adriana Salvatierra, y el primer vicepresidente, Rubén Medinaceli, además del presidente de la Cámara de Diputados, Víctor Borda; todos eventuales sucesores.

La llegada al poder de la legisladora de oposición sucedió sin quorum ni la mayoría de los dos tercios del MAS, sino con un comunicado del Tribunal Constitucional que reseñó una situación de sucesión constitucional “ipso facto” a la que se acogió la actual mandataria.

Dos semanas después, en medio de protestas contra el cuestionado Gobierno, la Asamblea Legislativa, de mayoría del MAS, aprobó la convocatoria a nuevas elecciones, con la que anuló de paso los comicios del 20 de octubre.

El 4 de diciembre de 2019, más de un mes después del plazo inicial comprometido al entonces gobierno de Morales, que había planteado dicha auditoría, la OEA presentó su informe final sobre las elecciones anuladas.

“Las manipulaciones e irregularidades señaladas no permiten tener certeza sobre el margen de victoria del candidato Morales sobre el candidato (Carlos) Mesa. Por el contrario, a partir de la abrumadora evidencia encontrada, lo que sí es posible afirmar es que ha habido una serie de operaciones dolosas encaminadas a alterar la voluntad expresada en las urnas”, señaló el organismo en una de sus primeras conclusiones.

“El equipo auditor ha detectado una manipulación dolosa de los comicios en dos planos. A nivel de las actas, a partir de la alteración de las mismas y la falsificación de las firmas de los jurados de mesas. A nivel del procesamiento de los resultados, a partir del re direccionamiento del flujo de datos a dos servidores ocultos y no controlados por personal del TSE, haciendo posible la manipulación de datos y la suplantación de actas”, continuó.

El 25 de octubre, el TSE anunció los resultados de las elecciones posteriormente frustradas: Morales, del MAS, obtuvo el 47,08% de los votos y Mesa, de Comunidad Ciudadana (CC), 36,51%. Con estos datos, el MAS pudo eludir la segunda vuelta. (07/06/2020)

Comparte y opina:

TSE: Desde el 18 de septiembre hasta las 20:00 del 18 de octubre queda restringida la difusión de propaganda gubernamental

/ 18 de septiembre de 2020 / 08:41

Por La Razón

El Tribunal Supremo Electoral comunica que desde el viernes 18 de septiembre hasta las 20:00 horas del 18 de octubre queda restringida la difusión de propaganda gubernamental. Ninguna institución pública, empresa estatal o entidad en la que el Estado tenga participación podrá difundir mensajes que promuevan la gestión gubernamental.

Durante este período de difusión no será considerada propaganda gubernamental  la difusión de mensajes estrictamente informativos referidos a campañas educativas, de salud, deportes, servicios públicos o promoción turística y aquellos destinados a la protección civil en situaciones de emergencia, así como la información de carácter técnico que sea indispensable e impostergable para la población.

Comparte y opina:

Doria Medina sobre renuncia a candidatura: La historia recogerá estos resultados como mi legado

"El retiro de Jeanine y mío de las elecciones es nuestro aporte sincero, incondicional, sin cálculos subalternos, despojado de todo interés personal", escribió el empresario en Twitter

/ 17 de septiembre de 2020 / 23:50

El empresario Samuel Doria Medina, durante una entrevista con el progrma Conclusiones de la cadena CNN

Por Paulo Cuiza

Samuel Doria Medina aseguró que la historia recogerá como su legado para Bolivia la dimisión a la candidatura a la Vicepresidencia, junto a la presidenta Jeanine Áñez de la alianza Juntos. Es la segunda vez que da un paso al costado en una candidatura, luego que en 2018 asumiera similar decisión en procura de un bloque único para enfrentar al MAS.

“Estoy seguro de que, en el futuro, la historia recogerá estos resultados como mi legado al país. Si no hemos perdido la democracia, ha sido porque los bolivianos fuimos capaces de defenderla. Y en esta batalla UN y Samuel Doria Medina cumplieron un papel fundamental”, escribió en un hilo en Twitter.

El empresario luego posteó: «El retiro de Jeanine y mío de las elecciones es nuestro aporte sincero, incondicional, sin cálculos subalternos, despojado de todo interés personal, a la formación de un bloque unitario que logre detener el retorno del MAS en las próximas elecciones. Dios bendiga a Bolivia.

Por primera vez entró en un proceso electoral en 1997, como candidato a la Vicepresidencia por el Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR).

«Hoy la vida me ha puesto en una situación muy parecida a la del año pasado: debo elegir entre mis aspiraciones, las aspiraciones de mi partido y mis aliados, y el bien general. Una vez más elijo liderar a mis compatriotas en lugar de acaudillar a mi grupo político», tuiteó.

Doria Medina declinó dos veces su postulación a una candidatura: la primera, en diciembre de 2018, tras retirar su postulación a la Presidencia para los comicios de octubre de 2019 y romper una alianza con el Movimiento Demócrata Social (Demócratas). La segunda, ahora con Juntos, alianza que lo eligió en febrero pasado como su candidato vicepresidencial.

«Con un triunfo del MAS, el cambio que comenzamos en noviembre quedaría detenido y comenzaría el tiempo de la revancha, la persecución de los que lucharon por la libertad, la guerra del gobierno contra el oriente del país, el estancamiento económico. No puedo permitirlo», escribió en otro tuit.

Recordó que por 14 años luchó “en primera línea contra el régimen antidemocrático”, en alusión al MAS. “Con sacrificios personales y partidarios, he logrado que la situación de la democracia en este periodo no fuera peor, con una oposición activa, que tuviéramos bancadas fiscalizadoras y críticas”, apuntó en Twitter.

En una entrevista con la cadena CNN la noche de este jueves, Doria Medina advirtió que la dimisión no se trató de un “cálculo político” y que hay el riesgo de que el “MAS (Movimiento Al Socialismo) vuelva” y ahí perderán “todos los bolivianos”.

“Si el MAS vuelve no van a continuar los cambios que se dieron desde noviembre (2019), el MAS perseguiría a todas las personas que lucharon por la libertad y habría un enfrentamiento con el oriente, entonces, más allá que el cálculo político está la democracia”, insistió.

El empresario fue candidato a la Vicepresidencia en 1997, como acompañante de Jaime Paz Zamora por el MIR. En 2005, se presentó a las elecciones como candidato de Unidad Nacional (UN), cuya postulación fue repitiendo en todos los procesos electorales que vivió Bolivia hasta 2014, en cuya votación quedó en segundo lugar por detrás del MAS, con el 24,23% de apoyo.

(17/09/2020)

Comparte y opina:

Áñez dimite a su candidatura sin lograr eco en su objetivo, un bloque contra el MAS

Los candidatos Carlos Mesa, Luis Fernando Camacho y Jorge Quiroga mantienen sus candidaturas, por lo menos hasta ahora. Solo ADN abrió la posibilidad de ir a una convergencia nacional. En el MAS evitan comentar

/ 17 de septiembre de 2020 / 23:33

La presidenta transitoria, Jeanine Áñez, en un discurso en el Palacio Quemado.

La declinación de la presidenta Jeanine Áñez dejó a siete candidatos presidenciales en carrera electoral. Ninguno de los postulantes anti-Evo Morales se hizo eco, al menos en las primeras horas, del llamado de la excandidata a formar un bloque único, a un mes de las elecciones del 18 de octubre, mientras que en el MAS ven acciones motivas por el odio.

Solo ADN se abrió a avanzar en la unidad, mientras que el candidato por Creemos, Luis Fernando Camacho, fue crítico con la posición de Áñez, que a pesar de dimitir figurará en la papeleta electoral que ya está en impresión. “No es un desprendimiento, es una derrota. Se desplomó su candidatura desde que cedió, se arrodilló y pactó con el masismo”, reaccionó.

Otro de los que fijó su posición fue Carlos Mesa, de Comunidad Ciudadana (CC), aunque valoró la decisión no respondió al pedido de unidad. “Valoro la decisión asumida por la Presidenta @jeanineanez como una contribución a la democracia. Estamos siempre dispuestos al diálogo. La decisión de cerrarle el paso al MAS y abrir una nueva etapa donde Primero este la gente siempre será del pueblo”, destacó Mesa en su cuenta en Twitter.

Para el candidato de Libre-21, Jorge Quiroga, la candidatura de Áñez fortaleció al MAS, por lo que dijo que “hoy terminó lo que nunca debió empezar”. “La Presidente bajó su candidatura. Extendimos mandato solo para hacer elecciones, no cumplió. Eso fortaleció al MAS, dañó la transición, erosionó la economía y manchó las Pititas. Eliminemos la venenosa reelección presidencial inmediata”, señaló en Twitter.

Áñez centró su mensaje de declinación en hacer frente al partido de Evo Morales y evitar vuelva al poder. “No es un sacrificio, es un honor, porque lo hago ante el riesgo de que se divida el voto democrático entre varios candidatos y a consecuencia de esa división el MAS acabe ganando esta elección. Lo hago por la unidad de los que amamos la democracia, lo hago para ayudar a la victoria de los que no queremos la dictadura, y lo hago en homenaje a la lucha que ha sostenido el pueblo boliviano”, explicó en el video en el que oficializó su dimisión a su candidatura lanzada en enero.

No se conoció hasta la noche de este jueves un pronunciamiento del candidato y pastor evangélico Chi Hyun Chung (Frente para la Victoria), y del cooperativistas minero Feliciano Mamani (Partido Acción Nacional Boliviano (PAN-BOL)).

María de la Cruz Bayá de Acción Democrática Nacionalista (ADN) convocó a una concertación nacional. “Necesitamos unidad en el país, desde todas y cada una de las candidaturas”, aseguró y se comprometió a “lograr la unidad en beneficio del país”.

Samuel Doria Medina también dimitió a la candidatura a la vicepresidencia de Juntos, con lo que suma dos renuncias tras bajarse de la candidatura en 2019. “El retiro de Jeanine y mío de las elecciones es nuestro aporte sincero, incondicional, sin cálculos subalternos, despojado de todo interés personal, a la formación de un bloque unitario que logre detener el retorno del MAS en las próximas elecciones. Dios bendiga a Bolivia”, señaló.

La encuesta de Jubileo, difundida el miércoles, pone en primer lugar de la preferencia electoral a Arce, seguido por Mesa, Camacho y Áñez. En forma descendente se ubican el resto de candidatos con porcentajes inferiores a 10 puntos.

Arce evitó comentar lo ocurrido con la alianza Juntos de Áñez y de Doria Medina, aunque dijo que hay un “odio infundado y sin propuestas” hacia el MAS.

Morales se pronunció y dijo que era una candidatura fallida. “Como lo habíamos advertido, Áñez renunció a su fallida candidatura con una doble traición a sus militantes y candidatos. Hace mucho que estaba decidida, solo faltaba negociar su impunidad”.

El ministro de Obras Públicas, Iván Arias, llamó en una entrevista en Cadena A a los candidatos a reflexionar y avanzar hacia un bloque único para ir a segunda vuelva, de darse, como ganador de la primera vuelta. Lo contrario, advirtió, implica el riesgo de gobernar con un legislativo opositor.

En esa misma línea, Doria Medina dice en CNN: “Nosotros hemos tomado este camino difícil: iniciar un proceso de unidad retirándonos de la carrera electoral y esperando que otros candidatos, que no tienen posibilidades, sigan esa misma ruta».

(17/09/2020)

Temas Relacionados

Comparte y opina:

Tras decisión de Áñez, Mesa dice estar dispuesto a dialogar y Camacho ve una derrota

El candidato Carlos Mesa valoró la decisión de la presidenta Jeanine Áñez de renunciar a su candidatura, mientras que el candidato Luis Fernando Camacho descartó se trate de un desprendimiento

/ 17 de septiembre de 2020 / 21:30

Jeanine Áñez, Carlos Mesa y Luis Fernando Camacho

Las reacciones no se dejaron esperar. El candidato Carlos Mesa valoró la renuncia de la presidenta Jeanine Áñez a su candidatura y dijo estar dispuesto a dialogar, mientras que el candidato Luis Fernando Camacho aseguró que no se trató de un desprendimiento, sino del desplome de la candidatura.

“Valoro la decisión asumida por la Presidenta @jeanineanez como una contribución a la democracia. Estamos siempre dispuestos al diálogo. La decisión de cerrarle el paso al MAS y abrir una nueva etapa donde Primero este la gente siempre será del pueblo”, destacó Mesa en su cuenta en Twitter.

Áñez confirmó su dimisión a la candidatura a través de un video, donde estuvo rodeada de sus socios y dos ministros. Dijo que lo hacía por la unidad del voto para evitar que el Movimiento Al Socialismo (MAS), que está primero en la preferencia electoral, vuelva al poder.

Camacho atribuyó la decisión de la presidenta a la pérdida de respaldo. “No es un desprendimiento, es una derrota. Se desplomó su candidatura desde que cedió, se arrodilló y pactó con el masismo”, afirmó en un mensaje vía Twitter.

“La gente está cansada de la vieja política y de la corrupción, por eso le quitó apoyo a Jeanine Áñez. Su candidatura era artificial, sostenida por encuestas amañadas”, insistió en sus ataques el exdirigente cívico cruceño.

(17/09/2020)

Comparte y opina:

Morales dice que renuncia de Áñez a candidatura se da tras negociar impunidad

El expresidente Evo Morales aseguró que se reactivará la megacoalición y que la candidatura de Jeanine Áñez era fallida

/ 17 de septiembre de 2020 / 21:27

El expresidente Evo Morales

El expresidente Evo Morales afirmó que la renuncia de la presidenta Jeanine Áñez a su candidatura es resultado de una negociación para “su impunidad” por los hechos de corrupción en medio de la pandemia y la violencia y muertes en Senkata y Sacaba, en noviembre de 2019.

“Como lo habíamos advertido, Áñez renunció a su fallida candidatura con una doble traición a sus militantes y candidatos. Hace mucho que estaba decidida, solo faltaba negociar su impunidad”, aseguró en un mensaje a través de su cuenta en Twitter.

Oficializó en la noche de este jueves su declinación a la candidatura por la alianza Juntos, luego que en la tarde ya corrían rumores en esa dirección. Mediante un video, explicó que su decisión obedecía a la necesidad de evitar que el MAS retorne al poder.

La encuesta de Jubileo la ubicaba en el cuarto lugar de la preferencia electoral.

“Está claro que el precio de su nueva alianza es la impunidad por los escandalosos casos de corrupción en medio de la pandemia, por el genocidio de Senkata y Sacaba y por el economicidio al que ha sometido al país”, insistió y perfiló que se viene una alianza política de los adversarios de su partido.

“Quienes protagonizaron la crisis neoliberal –adenistas, miristas y emenerristas- quieren continuar el saqueo de #Bolivia mediante la reedición de la tristemente famosa megacoalición en medio de la situación críticas que vivimos”, sostuvo.

Morales renunció en noviembre, acorralado por las denuncias de fraude electoral, un motín policial, un paro cívico y la sugerencia militar de dimitir. Áñez asumió el poder y poco después de negar cualquier candidatura, la confirmó y desató una serie de críticas. Este jueves dio un paso al costado.

El expresidente se encuentra asilado en Argentina.

(17/09/2020)

Comparte y opina: