Sociedad

lunes 6 dic 2021 | Actualizado a 23:17

Solo el 20% de las construcciones del país son antisísmicas

Las infraestructuras resistentes a sismos implican un costo adicional entre 10 y 15%. La placa tectónica Altiplano registró movimientos inusuales, según la Guía Boliviana de Diseño Sísmico.

Una obra en construcción en La Paz. Foto: Archivo-La Razón

/ 11 de diciembre de 2018 / 16:47

Solo el 20% de las construcciones del país son antisísmicas, según diagnósticos de la Sociedad de Ingenieros de Bolivia (SIB) y el experto en diseño sísmico Rolando Grandi, quien presentó una Guía Boliviana de Diseño Sísmico para promover medidas de seguridad.

“Si bien muchas instituciones públicas y privadas han tomado previsiones, no la gran mayoría, por eso debemos difundir (la guía) para concientizar a la población. (…) Un 80% está desprotegido. La idea es que de ahora en adelante todas las nuevas construcciones tengan diseños antisísmicos”, explicó Grandi a La Razón.

De igual forma, el presidente nacional de la SIB, Carlos Ballón, basado en diagnósticos de la institución, coincidió con la cifra y afirmó que solo el 20% de las infraestructuras del país cuentan con medidas de seguridad sismorresistentes. “Se avanzó muy poco”.

“Es más importante de lo que uno podría imaginar. El oriente despertó con eventos como el Málaga (edificio de 10 pisos que se derrumbó en 2011 por problemas estructurales)”, sostuvo.

Grandi presentó la guía el 27 de noviembre en La Paz, con el apoyo del Ministerio de Obras Públicas. El titular de esa cartera de Estado, Milton Claros, refirió en la presentación que el texto será recomendado para las construcciones del Gobierno, gobernaciones y alcaldías. Adelantó que además se trabajará en una resolución ministerial sobre el tema sísmico.

La guía tiene cálculos y recomendaciones para la construcción antisísmica de casas, edificios y otras edificaciones, subrayó Grandi. El costo se incrementa entre 10% y 15%, agrega.

Por ejemplo, a una casa de $us 50.000 se le debe sumar unos $us 5.000 para que cuente con la característica sismorresistente. “El incremento no es significativo y es solo en la estructura. La obra fina y acabados son los mismos”.

Ballón aseveró que es importante que se trabaje en una ley sismológica boliviana. “No existe una normativa nacional. Se habla un poco del tema en la norma antigua, pero no es suficiente, tiene que haber una ley específica”.

La SIB y el experto señalaron que no se tomó atención al tema y que ahora se hace más importante por los movimientos de las capas tectónicas del mundo.

El representante de los ingenieros colegiados anunció que en 2019 se hará un seminario internacional para debatir el tema. “En el mundo se ha incrementado el tema de los sismos, por eso tenemos que tomar previsiones”.

La guía estará disponible desde el lunes 10 de diciembre en la página de internet del Ministerio de Obras Públicas: www.oopp.gob.bo

En Bolivia hay riesgo de sismo por tres placas

La placas Nazca, Altiplano y Sudamericana generan el riesgo de sismos en Bolivia, menciona la Guía Boliviana de Diseño Sísmico, de Rolando Grandi, que fue presentada por el Ministerio de Obras Públicas.

“Por el movimiento y los efectos de las tres placas tectónicas, la amenaza sísmica en Bolivia es muy alta, se pueden presentar sismos de alta intensidad en corto plazo”, alerta el trabajo presentado por Grandi el 27 de noviembre.

El texto puntualiza sobre los últimos movimientos de la placa Altiplano, cuando antes no había desplazamiento.

“Nos llama la atención, por eso hay que tomar recaudos”, advierte el ministro de Obras Públicas, Milton Claros.

La guía explica el procedimiento de construcción antisísmica para trabajos públicos y privados. La Sociedad de Ingenieros de Bolivia (SIB) y Grandi alertan que solo el 20% de las edificaciones del país poseen esa característica.

“Lastimosamente, nos confiamos en que Bolivia no tenía amenaza sísmica. Para muchos es novedad. No tenemos grandes experiencias, excepto Aiquile. Tenemos que prepararnos”, dice Grandi.

En 10 meses hubo 1.083 sismos

En el país, en 10 meses se registraron 1.083 sismos, la mayoría de ellos en Potosí, informó a La Razón el Observatorio San Calixto. El temblor con mayor intensidad fue de 5,3 en la escala de Richter en Santa Cruz.

“Desde enero hasta junio, la sismicidad ha sido relativamente constante, en promedio hubo 120 temblores cada mes. Luego bajó entre junio y septiembre a un promedio de 80 eventos sísmicos porque ha estado relativamente quieto, y en octubre volvió a la normalidad”, explicó el director del Observatorio San Calixto, Gonzalo Fernández.

En enero hubo 131 temblores; en febrero, 122; en marzo, 131; en abril, 133; en mayo, 126; en junio, 89; en julio, 89; en agosto, 69; en septiembre, 83; y en octubre, 110.

De los sismos de octubre, 62 se registraron en Potosí, 22 en La Paz, 17 en Cochabamba, 5 en Oruro, 3 en Santa Cruz y 1 en Chuquisaca. De esos, el evento más fuerte se dio el 28 de agosto en Postrervalle, en la provincia Vallegrande (Santa Cruz).  

El movimiento telúrico alcanzó los 5,3 Richter, con una profundidad de 15,1 kilómetros.

“Ha sido sentido por la población, pero no ha causado daños ni personales ni materiales”, señaló el experto, quien detalló que los sismos menores de 3,5 Richter no son percibidos y los que son mayores a 5 Richter pueden causar daños estructurales.

Como una forma de prevención, el Ministerio de Obras Públicas y la Sociedad de Ingenieros de Bolivia (SIB) presentaron la Guía de Diseño Sísmico, para encarar construcciones sismorresistentes.

Sobre la sede de gobierno, Fernández apuntó que los movimientos que pueden afectar la urbe son los sismos del sur de Perú y del norte de Chile.  

“La Paz es el departamento que está más cuidado porque tenemos una red de control que rodea la ciudad con cuatro estaciones sísmicas, desde las que estamos vigilando constantemente todo”, añadió el director.

Los temblores se producen por la liberación de energía o tensiones acumuladas en el interior de la Tierra. (09/12/2018)

Comparte y opina:

El amante total y completo

Es que el periodismo necesita de un amante total y completo. Es controlador, es absorbente, es agotador, “es grave”, como diría algún buen paceño.

/ 17 de febrero de 2019 / 04:00

El periodismo es la peor de las novias celosas. Para ser periodista, particularmente de un medio impreso, se tiene que ser un amante total y completo. No hay otra forma, no hay otra manera, porque al periodismo en general se le entrega todo, o casi todo.

En los pasillos de La Razón, un colega habla por celular con su hija de cuatro o cinco años. Le dice que en la noche llegará muy tarde (cuando la pequeña esté dormida), pero que dejará un regalo o algo que la niña pidió.

Otro compañero discute con su pareja, también por teléfono. El enamorado se esconde en la sala de reuniones. Y aunque él cree en el poder del amor, conoce bien la premisa: amor de lejos…

De la misma forma, de la mano de la tecnología una colega chatea con su nuevo galán (el antiguo se cansó de esperar hasta tarde y no comprendió que los sábados y domingos también se tienen que escribir las noticias). Ella le manda corazones, besos virtuales y le promete encontrar tiempo para que estén juntos.

Hay otro que le pide fotos a su hijo adolescente para saber dónde está. Él no está en casa, pero debe saber qué pasa con los miembros de su familia.

Otros tres salen del periódico y se desesperan por llegar a la universidad, porque quieren terminar sus estudios (aunque ya sean profesionales en todo el sentido de la palabra), pero llegan tarde a sus clases. De nada sirvieron los dos minibuses y el teleférico, porque no llegaron a tiempo.

Es que el periodismo necesita de un amante total y completo. Es controlador, es absorbente, es agotador, “es grave”, como diría algún buen paceño.

Por todo lo descrito, en definitiva el periodismo no es el mejor trabajo del mundo —quizá el mejor oficio, como decía el maestro García Márquez—, pero sí el más apasionante. Pero esa pasión tiene un costo y ese costo es un tanto alto.

Ahí, precisamente ahí reside el respeto a los compañeros que dedican su vida a esta sacrificada labor.

Por eso, a veces hay que tomar pausas. Hay que tomarse un tiempo para continuar los estudios, para mejorar académicamente, para compartir los primeros meses de vida de un hijo, para pasar tiempo con la familia, para viajar, para recargar energías o simplemente para reencontrar la inspiración del periodista.

Por ello, el que escribe estas líneas tomará una pausa para continuar sus estudios, pero estará ansioso por retornar al matutino más grande de Bolivia.

Después de la pausa, el amante total y completo retorna al periodismo. Retorna y vuelve a entregarle todo, o casi todo. Al final, éste es el oficio que elegimos para el resto de nuestras vidas y sin el que no podríamos vivir.

*es periodista.

Temas Relacionados

Comparte y opina:

El amante total y completo

Es que el periodismo necesita de un amante total y completo. Es controlador, es absorbente, es agotador, “es grave”, como diría algún buen paceño.

/ 17 de febrero de 2019 / 04:00

El periodismo es la peor de las novias celosas. Para ser periodista, particularmente de un medio impreso, se tiene que ser un amante total y completo. No hay otra forma, no hay otra manera, porque al periodismo en general se le entrega todo, o casi todo.

En los pasillos de La Razón, un colega habla por celular con su hija de cuatro o cinco años. Le dice que en la noche llegará muy tarde (cuando la pequeña esté dormida), pero que dejará un regalo o algo que la niña pidió.

Otro compañero discute con su pareja, también por teléfono. El enamorado se esconde en la sala de reuniones. Y aunque él cree en el poder del amor, conoce bien la premisa: amor de lejos…

De la misma forma, de la mano de la tecnología una colega chatea con su nuevo galán (el antiguo se cansó de esperar hasta tarde y no comprendió que los sábados y domingos también se tienen que escribir las noticias). Ella le manda corazones, besos virtuales y le promete encontrar tiempo para que estén juntos.

Hay otro que le pide fotos a su hijo adolescente para saber dónde está. Él no está en casa, pero debe saber qué pasa con los miembros de su familia.

Otros tres salen del periódico y se desesperan por llegar a la universidad, porque quieren terminar sus estudios (aunque ya sean profesionales en todo el sentido de la palabra), pero llegan tarde a sus clases. De nada sirvieron los dos minibuses y el teleférico, porque no llegaron a tiempo.

Es que el periodismo necesita de un amante total y completo. Es controlador, es absorbente, es agotador, “es grave”, como diría algún buen paceño.

Por todo lo descrito, en definitiva el periodismo no es el mejor trabajo del mundo —quizá el mejor oficio, como decía el maestro García Márquez—, pero sí el más apasionante. Pero esa pasión tiene un costo y ese costo es un tanto alto.

Ahí, precisamente ahí reside el respeto a los compañeros que dedican su vida a esta sacrificada labor.

Por eso, a veces hay que tomar pausas. Hay que tomarse un tiempo para continuar los estudios, para mejorar académicamente, para compartir los primeros meses de vida de un hijo, para pasar tiempo con la familia, para viajar, para recargar energías o simplemente para reencontrar la inspiración del periodista.

Por ello, el que escribe estas líneas tomará una pausa para continuar sus estudios, pero estará ansioso por retornar al matutino más grande de Bolivia.

Después de la pausa, el amante total y completo retorna al periodismo. Retorna y vuelve a entregarle todo, o casi todo. Al final, éste es el oficio que elegimos para el resto de nuestras vidas y sin el que no podríamos vivir.

*es periodista.

Temas Relacionados

Comparte y opina:

Puerto Busch: se garantiza inversión de $us 950 MM

El Gobierno y empresarios formaron un Consejo de Desarrollo

/ 7 de enero de 2019 / 15:37

El desarrollo de Puerto Busch, en Santa Cruz, contará con una inversión público-privada de $us 950 millones, que garantizará una mayor salida de mercadería boliviana hacia el océano Atlántico, informó ayer el ministro de Gobierno, Carlos Romero.

La autoridad recordó que el 31 de diciembre el Ejecutivo firmó una alianza con empresarios privados del país para consolidar el acceso a esa terminal fluvial, ubicada en la Hidrovía Paraguay-Paraná.

“Es un acuerdo muy importante, sin precedentes. Un hito histórico. (…) La construcción de los accesos implica una inversión que en términos estimativos superará los $us 500 millones, como esfuerzo y compromiso del Gobierno nacional”, detalló el ministro en el programa El pueblo es noticia, de la estatal Bolivia Tv.

La contraparte del empresariado será de $us 450 millones para la infraestructura portuaria y para ampliar las redes de comercio.

“Hemos decidido de manera conjunta llevar adelante la implementación de un gran complejo de desarrollo estratégico en el este (del país) a partir de la construcción del acceso, la infraestructura portuaria y la provisión de servicios básicos para el desarrollo de ese complejo comercial (…). El empresariado se va a organizar en un consorcio que va a ser la contraparte del Gobierno nacional”.

Señaló que la administración del presidente Evo Morales hará un estudio a diseño final que determinará la vía de acceso (férrea, caminera u otra) más adecuada.
Romero subrayó que junto a los empresarios se conformó el Consejo Estratégico de Desarrollo del Este. “En los próximos cinco años, de manera conjunta, se consensuarán las decisiones estratégicas. Juntos vamos a atraer y gestionar la presencia de las principales navieras del mundo”.

La autoridad aseveró además que se busca generar un corredor estratégico que una a otros puertos del este del país.

“Puerto Busch se unirá a otros puertos para generar un verdadero corredor estratégico. Además queremos consolidar un eje bioceánico (…). Brasil, Paraguay, Argentina, Uruguay son importantes y podemos multiplicar nuestras posibilidades comerciales con esos países, pero también el flujo hacia otros continentes”, sostuvo.

“En términos económicos esto va a implicar que debemos tener una gran capacidad de ampliación productiva, de diversificación y de exportaciones. Debemos tener la capacidad de reconducir y reorientar las exportaciones por esta vía”, indicó Romero, según ABI.

Comparte y opina:

Puerto Busch: se garantiza inversión de $us 950 MM

El Gobierno y empresarios formaron un Consejo de Desarrollo

Santa Cruz. Puerto Busch conecta la mercadería boliviana con la Hidrovía Paraguay-Paraná.

/ 7 de enero de 2019 / 15:37

El desarrollo de Puerto Busch, en Santa Cruz, contará con una inversión público-privada de $us 950 millones, que garantizará una mayor salida de mercadería boliviana hacia el océano Atlántico, informó ayer el ministro de Gobierno, Carlos Romero.

La autoridad recordó que el 31 de diciembre el Ejecutivo firmó una alianza con empresarios privados del país para consolidar el acceso a esa terminal fluvial, ubicada en la Hidrovía Paraguay-Paraná.

“Es un acuerdo muy importante, sin precedentes. Un hito histórico. (…) La construcción de los accesos implica una inversión que en términos estimativos superará los $us 500 millones, como esfuerzo y compromiso del Gobierno nacional”, detalló el ministro en el programa El pueblo es noticia, de la estatal Bolivia Tv.

La contraparte del empresariado será de $us 450 millones para la infraestructura portuaria y para ampliar las redes de comercio.

“Hemos decidido de manera conjunta llevar adelante la implementación de un gran complejo de desarrollo estratégico en el este (del país) a partir de la construcción del acceso, la infraestructura portuaria y la provisión de servicios básicos para el desarrollo de ese complejo comercial (…). El empresariado se va a organizar en un consorcio que va a ser la contraparte del Gobierno nacional”.

Señaló que la administración del presidente Evo Morales hará un estudio a diseño final que determinará la vía de acceso (férrea, caminera u otra) más adecuada.
Romero subrayó que junto a los empresarios se conformó el Consejo Estratégico de Desarrollo del Este. “En los próximos cinco años, de manera conjunta, se consensuarán las decisiones estratégicas. Juntos vamos a atraer y gestionar la presencia de las principales navieras del mundo”.

La autoridad aseveró además que se busca generar un corredor estratégico que una a otros puertos del este del país.

“Puerto Busch se unirá a otros puertos para generar un verdadero corredor estratégico. Además queremos consolidar un eje bioceánico (…). Brasil, Paraguay, Argentina, Uruguay son importantes y podemos multiplicar nuestras posibilidades comerciales con esos países, pero también el flujo hacia otros continentes”, sostuvo.

“En términos económicos esto va a implicar que debemos tener una gran capacidad de ampliación productiva, de diversificación y de exportaciones. Debemos tener la capacidad de reconducir y reorientar las exportaciones por esta vía”, indicó Romero, según ABI.

Comparte y opina:

Bolivia vendió bebidas por $us 643.057 el año pasado

Se vendió 4.037 kilos de vino espumoso por $us 12.276, solo a China. Por último, solo se vendieron 1.110 kilos de bebidas sin alcohol, como el agua mineral, artificial o con gas por $us 53, según los datos del INE.

Laureada. Instalaciones de La Concepción (en Tarija), premiada en el extranjero por su Singani Rujero.

/ 5 de enero de 2019 / 14:50

En 2018, Bolivia exportó gin, ginebra, vino, cerveza, singani, agua y otros por $us 643.057 a 13 países, informó el Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE), con datos del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Los productos que fueron enviados al exterior fueron gin y ginebra, que sumaron el 34% de la exportación; cerveza, el 23%; singani, el 21%; vinos, el 22% y bebidas no alcohólicas, como el agua, el 0,01%, según las respuestas de un cuestionario que La Razón mandó al INE.

En la gestión pasada se envió al mercado internacional 29.684 kilos por $us 220.716 de gin y ginebra a Reino Unido, Perú y Chile.

Espere…

En segundo lugar quedó la exportación de cerveza de malta, que llegó a los 133.374 kilos por $us 148.359. El 49% de la cerveza exportada tiene como destino Chile, el 36% España y el restante 15% Estados Unidos.

PRODUCTOS. Asimismo, las ventas de singani fueron de 18.630 kilos por $us 137.887. “El mayor comprador del singani boliviano es Estados Unidos”, apuntó la jefa de la Unidad de Estadísticas del IBCE, Noemí Solares.

Los vinos son el cuarto producto más exportado. En 2018 se envió 26.583 kilos del producto (en recipientes con capacidad inferior o igual a 2 litros) por $us 123.766. El vino boliviano llega a Reino Unido, Estados Unidos, Francia, Japón y Alemania, detalló.

Encuentre la información completa en la edición impresa de La Razón. (05/01/2019)

Comparte y opina:

Últimas Noticias