Voces

lunes 6 dic 2021 | Actualizado a 01:38

Asuntos pendientes

/ 9 de octubre de 2020 / 04:31

En la presente gestión educativa y escolar debía desarrollarse la décima Olimpiada Científica Estudiantil Plurinacional Boliviana; no obstante, por la coyuntura educativa actual, quedó en la incertidumbre el desarrollo de tan importante espacio competitivo científico en el subsistema de educación regular.

Hasta el año pasado, los estudiantes de este subsistema de todas las unidades educativas fiscales, privadas y de convenio del Estado podían participar en las áreas de Matemática, Física, Química, Biología, Geografía y Astronomía-Astrofísica, de primero a sexto de secundaria; en Informática, de quinto de primaria a sexto de secundaria y en Robótica, de primero de primaria a sexto de secundaria. Asimismo, en la Feria Científica podían estar primero, segundo, quinto y sexto de secundaria.

El objetivo principal de la olimpiada fue promover el desarrollo de capacidades científicas y tecnológicas, e identificar talentos científicos en estudiantes del referido subsistema, como aporte al desarrollo científico, productivo, económico y social del país. Esto se desarrollaba en cuatro etapas: la primera, a nivel de unidad educativa; la otra, a nivel distrital; la tercera, a nivel departamental y la cuarta, a nivel nacional. 

La novena versión de esta cita fue irregular por los conflictos sociales en el último trimestre de 2019. Por consiguiente, el 15 de marzo de la presente gestión debían desarrollarse las pruebas de la etapa nacional, pero por la suspensión intempestiva de las clases presenciales en todo el Sistema Educativo Plurinacional, a causa de la pandemia por el COVID-19, se suspendieron indefinidamente.

Obtener alguna medalla de oro, plata, bronce o una mención honorífica en la etapa nacional de la Olimpiada se constituye en la opción de postular a la modalidad de ingreso especial a alguna carrera universitaria pública.

Consiguientemente, los estudiantes clasificados a esta etapa de la novena olimpiada, que continúan en el Subsistema de Educación Regular, merecen que el Ministerio de Educación, Deportes y Culturas les otorgue los premios e incentivos estipulados en la convocatoria, como justo reconocimiento al esfuerzo científico-tecnológico demostrado.

Por tanto, como justo homenaje a los estudiantes que continúan capacitándose en las áreas científicas y tecnológicas, el ministerio en cuestión, el Viceministerio de Ciencia y Tecnología, el Viceministerio de Educación Regular y las universidades bolivianas deberán planificar el desarrollo de la décima Olimpiada Científica Estudiantil Plurinacional Boliviana 2020, de acuerdo con las modalidades de atención educativa establecidas en el Decreto Supremo 4260 y su reglamento específico, vale decir, a distancia y virtual.

Luis Callapino López es magíster en Políticas de Formación Docente.

Temas Relacionados

Comparte y opina:

Promociones presenciales

/ 26 de octubre de 2021 / 01:18

En los últimos días, algunas directivas de juntas escolares (madres y padres de familia), en coordinación con directores de unidades educativas que optaron por la modalidad de atención a distancia (clases virtuales) desde el inicio de la gestión educativa y escolar 2021, solicitaron a las direcciones distritales la autorización para el desarrollo de actos de promoción (graduación) de manera presencial para las primeras semanas de diciembre.

Estos pedidos efectuados en algunos distritos educativos del país generaron tanto rechazo como apoyo en la ciudadanía. Con relación a las críticas, se sustentan principalmente en la contradicción entre la modalidad de atención a distancia y el acto de promoción presencial. En cambio, quienes apoyan, argumentan el derecho que tienen los estudiantes en recibir el diploma de bachiller en un acto protocolar con la presencia física de sus compañeros, maestros, madres, padres, familiares y amigos.

En consecuencia, algunos directores distritales hicieron conocer sus observaciones a estas solicitudes de autorización en unidades educativas que desde el 1 de febrero optaron por el desarrollo curricular a distancia; además, resaltaron la incoherencia de dirigentes de juntas escolares, opositores férreos a cualquier política de retorno a las aulas.

Al respecto, el artículo 7 de la Resolución Ministerial 001/2021, “Normas Generales para la Gestión Educativa”, dispone que los actos de promoción de bachilleres se realizarán luego del cumplimiento de los 200 días hábiles, debiéndose entregar el diploma de bachiller (técnico-humanístico) y el incentivo a la excelencia en el bachillerato de Bs 1.000.

Asimismo, en el artículo 43, parágrafo II, de esta normativa se dictamina que la entrega del diploma, de quererse efectuar en un acto de promoción, depende del informe epidemiológico emitido por autoridad competente de la jurisdicción en la cual se encuentra la unidad educativa.

Es menester resaltar que, en la gestión 2020, desde el 12 de marzo se suspendió intempestivamente el desarrollo curricular en aula; el proceso educativo virtual fue caótico, las clases presenciales en contextos rurales se realizaron clandestinamente y el 31 de julio se clausuró unilateralmente el año escolar. Pero, independientemente de estos antecedentes, los actos de promoción se desarrollaron de manera presencial.

Por consiguiente, las solicitudes de algunas juntas escolares no pueden ser estigmatizadas, independientemente de la dicotomía entre la elección de la modalidad de atención a distancia y el anhelo del acto de promoción presencial. Al contrario, se puede constituir en un mecanismo de motivación para que los estudiantes de la promoción 2021 puedan recibir la dosis de la vacuna Pfizer del mecanismo COVAX.

Luis Callapino es magíster en Políticas de Formación Docente.

Comparte y opina:

Desburocratización

/ 12 de octubre de 2021 / 00:18

El 23 de septiembre, la Confederación de Trabajadores de Educación Urbana de Bolivia (CTEUB) presentó la nota 114/2021 al ministro de Educación, Adrián Quelca, solicitando la desburocratización en la presente gestión educativa y escolar.

Referido pedido se sustentó en las constantes observaciones y reclamos interpuestos por maestros y directores de unidades educativas ante las representaciones sindicales de los niveles regional y departamental, en relación a la emisión inoportuna de circulares e instructivos del Ministerio de Educación, direcciones departamentales y distritales, exigiendo informes, declaraciones juradas y otros documentos sin ningún sustento normativo en sujeción a la realidad del magisterio boliviano.

En consecuencia, el 4 de octubre, el ministro Quelca; los viceministros Bartolomé Puma, de Educación Regular y Sandra Cruz, de Educación Alternativa y Especial, emitieron el instructivo 0054/2021, exhortando a los directores departamentales y distritales, de unidades educativas, centros alternativos y especiales, a aplicar políticas educativas de desburocratización de la presente gestión administrativa y curricular.

Mencionado instructivo dispone que, en el marco de los procesos de desburocratización promovido por el Ministerio de Educación, se instruye evitar la solicitud de información individual de todas las actividades extracurriculares desarrolladas en las unidades educativas o centros de educación alternativa y especial.

Consecuentemente, referidas actividades deberán ser informadas de forma muy concisa por los directores de estos establecimientos y, posteriormente, remitidas a las direcciones distritales, correspondientes al contexto educativo.

Por otra parte, las direcciones departamentales y distritales, para la emisión de instructivos y circulares, deberán otorgar un plazo coherente que permita a las unidades educativas, centros educativos de educación alternativa y especial, entregar la información solicitada de manera eficaz y eficiente.

La desburocratización en la gestión educativa y escolar no puede circunscribirse solamente en la tolerancia del cumplimiento de circulares e instructivos; al contrario, es necesario la eficiencia en los trámites de actualización del Registro Docente Administrativo (RDA) con relación a los títulos académicos.

Por tanto, es urgente que la plataforma virtual de la Unidad de Gestión de Personal del Sistema Educativo Plurinacional (http://sep.minedu. gob.bo:8080/) posibilite a los maestros actualizar datos en el RDA, sin la necesidad del procedimiento tedioso e ineficiente en las direcciones distritales y departamentales.

Callapino López es magíster en Políticas de Formación Docente.

Comparte y opina:

Indicios

/ 31 de agosto de 2021 / 01:34

Resultado de las denuncias y pronunciamientos interpuestos por actores educativos al vergonzoso proceso de institucionalización a cargos directivos del Sistema Educativo Plurinacional (SEP), de las gestiones educativas 2021, 2022 y 2023, el Ministerio de Educación, acorralado por la presión, desarrolló auditorías especiales.

Por consiguiente, el pasado 16 de agosto, el viceministro del Subsistema Regular, Bartolomé Puma Velásquez, y la viceministra de Educación Alternativa y Especial, Sandra Cristina Cruz Nina, emitieron el instructivo IT/VEAE 0049/2021, exhortando al director departamental de La Paz, Carmelo López Valda, al cumplimento de las recomendaciones de la auditoría especial.

En el documento, el ministerio establece textualmente que se evidenció algunas observaciones al proceso ejecutado en la Dirección Departamental de Educación de La Paz, en relación de postulantes a direcciones de unidades educativas, centros de educación alternativa y especial. En consecuencia, se exige asumir las acciones correspondientes para subsanar las irregularidades identificadas en la auditoría.

A la par, se identificó la falta de firmas en los formularios de calificación de méritos, presentación y defensa del proyecto de gestión institucional por parte de la Comisión Evaluadora Interinstitucional. Además, expedientes y documentos presentados por los postulantes que no están foliados, ni cuentan con la firma correspondiente.

Asimismo, se determinó que algunos expedientes no adjuntan los documentos indispensables para la calificación de méritos, vale decir, cédula de identidad, título de maestro en provisión nacional, licenciatura en Educación, libreta de servicio militar, ejercicio actual en el SEP, cinco años de servicio, cuarta categoría, 120 puntos como mínimo en currículum (hoja de vida) y certificaciones que acrediten no contar con procesos penales, administrativos, disciplinarios, violencia ejercida contra la mujer, imputación formal por acoso y violencia sexual contra estudiantes, aparte de solvencia fiscal al momento de la posesión.

En consecuencia, todas las acciones asumidas de los casos observados por la Dirección Departamental de Educación de La Paz deberán ser detalladas en un informe, adjuntando todos los respaldos necesarios y remitidos a los viceministerios correspondientes del Ministerio de Educación.

No obstante, las acciones carecerán de los principios de transparencia e imparcialidad porque la Comisión Evaluadora Interinstitucional para las direcciones de unidades educativas, centros de educación alternativa y especial, estuvo integrada por tres representantes de la dirección departamental en cuestión y un representante de cada federación del magisterio urbano y rural.

Por tanto, los indicios de corrupción identificados en el proceso de institucionalización desarrollados por esta dirección departamental pueden ser similares o en mayor dimensión en las restantes ocho direcciones departamentales del país. Es urgente que los actores educativos exijan una verdadera auditoría externa, que determine el inicio de procesos administrativos y/o penales para los autores intelectuales y materiales.

Luis Callapino López es magister en Políticas de Formación Docente.

Comparte y opina:

Fenómeno educativo

/ 16 de agosto de 2021 / 01:53

El ministro de Educación, Adrián Quelca Tarqui, informó que, hasta la última semana de julio de este año, 4.484 (28,10%) de las unidades educativas del país, pertenecientes al Subsistema Regular (niveles inicial, primaria y secundaria), optaron por la modalidad de atención presencial. En cambio, 5.444 (34%,58) se encuentran bajo el desarrollo curricular semipresencial y 5.997 (37,58%), a distancia.

Al respecto, el viceministro de Educación Regular, Bartolomé Puma Velásquez, manifestó que los reportes remitidos por los directores reflejan mayor cantidad de unidades educativas, las cuales optaron desde agosto por la modalidad de clases presenciales, resaltando también el supuesto resultado de la vacunación a los maestros.

Referida aseveración se sustenta en los datos que los directores reportan cada inicio de mes; vale decir, mediante el Sistema de Administración de Información Académica para Unidades Educativas (https://academico.sie.gob.bo/) tienen la responsabilidad de reportar el comienzo de actividades educativas, el tipo de modalidad (a distancia, presencial y semipresencial) para cada año de escolaridad (curso). Asimismo, el operativo de salud de contagios, decesos y vacunados por el COVI-19, en estudiantes y maestros.

Por consiguiente, el Ministro de Educación emitió, el 5 de agosto, el Instructivo IT/DM 0105/2021, exhortando a los directores departamentales a remitir un informe pormenorizado y actualizado sobre reporte de casos de coronavirus en maestros y las modalidades de atención educativa. Lo solicitado debía ser presentado hasta el 10.

Indudablemente, el mayor porcentaje de unidades educativas que optaron por la modalidad presencial son de contextos rurales, por diferentes circunstancias, entre las cuales resaltan la vocación del maestro rural, la inviabilidad de la educación a distancia por las limitaciones tecnológicas, el consenso de los actores educativos; sin embargo, es resultado también de la imposición de autoridades originarias, madres y padres de familia, representados por la Junta Escolar.

El desarrollo curricular en los contextos educativos rurales continúa en sujeción a las modalidades de atención educativa presencial y semipresencial, causando que muchos estudiantes del área urbana efectivicen el traslado en concordancia al artículo 40 de la Resolución Ministerial 001/2021, sobre “Normas Generales para la Gestión Educativa”.

Lastimosamente, hasta la fecha el Ministerio de Educación carece de datos estadísticos sobre el porcentaje de traslados de estudiantes del área urbana a unidades educativas rurales. Referido fenómeno educativo se constituye en el reflejo de las asimetrías en el desarrollo curricular a través de la modalidad de atención a distancia.

Luis Callapino es magister en Políticas de Formación Docente.

Comparte y opina:

Reportes empíricos

/ 22 de julio de 2021 / 01:44

El Ministerio de Educación, a través del Sistema de Administración de Información Académica para Unidades Educativas (https://academico.sie.gob.bo/), exige a los directores reportar de manera dinámica el operativo con relación al estado de salud del personal docente, administrativo y estudiantes de la gestión educativa y escolar 2021.

Consecuentemente, los datos exigidos fueron: enfermo, sin síntomas, fallecido por COVID- 19, dosis de la primaria y segunda vacuna; en la mayoría de los casos debía detallarse la fecha exacta. Concluido el reporte del estado de salud de todo el personal docente y administrativo, se generó automáticamente la declaración jurada, aceptando la veracidad y autenticidad de los datos, y de no serlos se someterán a las sanciones que establece el ordenamiento jurídico.

Paradójicamente, se exigió también el reporte de salud de la gestión educativa y escolar 2020, obviando que desde el 1 de abril del año en curso se posesionaron nuevas autoridades en la mayoría de las unidades educativas, soslayando la recopilación de datos fehacientes.

Asimismo, los directores de unidades educativas reportaron el operativo de salud de los estudiantes, con respuestas a preguntas cerradas, vale decir, acceso de internet y televisión en el contexto educativo, plan de emergencia sanitaria, protocolo de bioseguridad, cantidad de estudiantes sin síntomas, enfermos y fallecidos por COVID-19, de las gestiones 2020 y 2021.

En esa misma dinámica, los directores deben reportar semanalmente, a la Dirección Distrital de Educación, información actualizada sobre las infecciones respiratorias agudas (IRA) con o sin neumonía y otras patologías que presenten principalmente los estudiantes.

El artículo 5 de la Resolución Ministerial 001/2021, sobre “Normas Generales para la Gestión Educativa”, establece que el informe epidemiológico debe ser emitido por autoridad competente, según las disposiciones del Ministerio de Salud y Deportes.

En consecuencia, para cumplir el reporte del estado de salud, los directores tuvieron que aplicar métodos empíricos para la recolección de datos exigidos, utilizando la entrevista, el cuestionario y la observación.

Por tanto, estos reportes del personal docente y administrativo, y de estudiantes, deberían sustentarse en los informes emitidos por la Red de Servicios de Salud Municipal-Familiar Comunitaria Intercultural (SAFCI) y los Servicios Departamentales de Salud (Sedes), extremos que lastimosamente no se cumplen.

Luis Callapino es magíster en Políticas de Formación Docente.

Comparte y opina:

Últimas Noticias