La Revista

viernes 3 dic 2021 | Actualizado a 09:46

Terminator y Sarah Connor cumplen su promesa y «vuelven» en un nuevo filme

"El primer Terminator aplastaba todo y destruía todo. El segundo era un protector. Ahora, en éste, desarrollé una conciencia", explica a la AFP el actor, que se hizo famoso por su papel de cyborg "modelo T-800".

Arnold Schwarzenegger y Linda Hamilton durante el estreno de "Terminator", 28 años después de "Terminator 2". Foto: AFP

Por AFP

/ 30 de octubre de 2019 / 18:49

En cada película, Terminator es un poco diferente", dice Arnold Schwarzenegger. Desde su primer éxito en la pantalla en 1984, el asesino cibernético ha evolucionado tanto a lo largo de las diferentes entregas que acaba siendo un "vendedor de cortinas" en su más reciente encarnación, "Terminator: Destino oculto".

"El primer Terminator aplastaba todo y destruía todo. El segundo era un protector. Ahora, en éste, desarrollé una conciencia", explica a la AFP el actor, que se hizo famoso por su papel de cyborg "modelo T-800".

Pero que no teman los fans, que aunque se volvió más humano, Terminator aún está lejos de haber dejado las armas. Y los ingredientes que lo convirtieron en leyenda en las dos primeras películas no han variado: frenéticas persecuciones por tierra, aire y agua, tiroteos espectaculares y escenas de combate plagadas de efectos especiales.

"Terminator: Destino oculto", que se estrena esta semana en América Latina y España, revive en particular uno de los elementos clave de su éxito: Linda Hamilton, más guerrera que nunca en su papel de Sarah Connor.

La cinta, ambientada en 2022, retoma la historia donde había quedado "Terminator 2: El juicio final", de 1991, abstrayéndose de lo que pudo haber ocurrido en los siguientes episodios: Sarah Connor logra evitar la eliminación en el futuro lejano de la raza humana por máquinas dotadas de inteligencia artificial, llamadas Skynet.

"Más humano"

La decisión de encarnar a este personaje icónico 28 años después no fue fácil para Linda Hamilton, contó la actriz a la AFP antes del estreno de la película en Estados Unidos.

"Realmente, al principio, no sabía si quería hacerlo, me tomó mucho tiempo aceptarlo", afirmó. Más que al público, "temía decepcionar a Sarah Connor".

"Todos estos años pensaba que las dos primeras películas tuvieron mucho éxito y me negaba a hacer más, principalmente porque James Cameron no estaba involucrado", agregó Hamilton. 

Pero Cameron, quien dirigió las dos primeras, no solo es productor de la nueva entrega sino que también participó en la escritura del guión, aunque es Tim Miller ("Deadpool") quien estuvo detrás de la cámara.

Desesperada y sin rumbo, "Sarah Connor ha perdido su humanidad mientras el personaje interpretado por Arnold es más humano. Y me gusta esta inversión", resume, cuidadosa de no revelar las novedades de la nueva entrega, que se estrenó sin alfombra roja ni premiere debido al incendio Getty que azotó esta semana la ciudad de Los Ángeles y obligó al mismo Schwarzenegger a evacuar su casa.

La comida de la fiesta prevista para el lunes fue donada a la Cruz Roja de Estados Unidos.

Testosterona

Sarah Connor ha ganado algunas arrugas pero también mucha tenacidad.

La mujer encuentra una nueva razón de ser al dar protección a la joven Dani Ramos (interpretada por la colombiana Natalia Reyes), a quien un enésimo Terminator surgido del futuro (Gabriel Luna), cada vez más sofisticado, busca asesinar por todos los medios, siguiendo sus pasos desde México hasta Texas.

Encarnada por la canadiense Mackenzie Davis, una humana "aumentada" por la tecnología e igualmente venida del futuro participa también en la historia.

¿El precio para Linda Hamilton? Un año de ejercicio físico agotador y los efectos desagradables de la testosterona recetada por su médico para ayudarla a "desarrollar los músculos".

"Llegó un día que estaba enojada y no podía dormir, mi presión arterial subía, estaba a punto de perder los estribos y de repente entendí: ah, esto son las hormonas manifestándose (…) Si así se siente ser hombre, íolvídalo!", recuerda la actriz, de 63 años. 

Schwarzenegger, quien atesora su pasado de Mister Universo y ahora tiene 72 años, sigue entrenando "todos los días", por lo que volver a interpretar a Terminator no fue "como si tuviera que comenzar de nuevo".

¿Volverán?

Para él, el desafío principal sigue relacionado con la omnipresencia de los efectos especiales: "Siempre debes saltar en todas las direcciones, pero se vuelve más fastidioso porque ahora a menudo trabajas con cosas que no existen. Solo hay una pantalla verde".

"I'll be back" ("Volveré"), ha repetido Terminator desde 1984. ¿Pero va a volver Arnold una vez más? "Yo me atengo a lo que pidan los fanáticos, si quieren volver a verme, harán oír su voz, es como en política", bromea quien también fue gobernador de California.

¿Y Linda? "Depende del rendimiento de la película, que realmente es muy cara", responde ella con franqueza, y agrega que, en caso de que la taquilla responda, este es el comienzo de una nueva trilogía. (30/10/19)

Comparte y opina:

Variante ómicron del coronavirus se propaga generando temor y nuevas medidas

EEUU confirmó el jueves 10 contagios por ómicron: cinco en el estado de Nueva York, uno en California, uno en Minnesota y uno en Hawai

Por AFP

/ 3 de diciembre de 2021 / 09:39

La variante ómicron del coronavirus se propaga generando temor y una avalancha de medidas en un mundo cansado por dos años de una pandemia que deja más de 5,2 millones de muertos, aunque la Organización Mundial de la Salud (OMS) no tiene hasta ahora constancia de ningún deceso por esta nueva cepa.

«No he visto ninguna información sobre muertes vinculadas con ómicron», dijo Christian Lindmeier, de la OMS, en Ginebra, aunque advirtió «tendremos seguro más casos, más informaciones y, ojalá que no, posiblemente fallecidos».

La OMS considera «elevada» la probabilidad de que ómicron se extienda por todo el mundo, aunque hay muchas incógnitas sobre su peligrosidad y transmisibilidad.

Desde que Sudáfrica informó de su aparición la semana pasada, más de dos docenas de países de los cinco continentes detectaron casos, en su mayoría importados, aunque Estados Unidos y Australia ya dieron cuenta de infecciones locales.

Estados Unidos confirmó el jueves 10 contagios por ómicron: cinco en el estado de Nueva York, uno en California, uno en Minnesota y uno en Hawai.

La persona infectada en Minnesota había viajado a Nueva York y el paciente de Hawái no estaba vacunado pero no había viajado, lo que demuestra que la variante empezó a transmitirse localmente.

Australia, por su parte, anunció el viernes la detección en Sydney de la variante ómicron en tres estudiantes, a pesar de la prohibición de entrada de extranjeros a su territorio y las restricciones a los vuelos desde el sur de África.

En Oslo, más de la mitad de los cerca de 100 asistentes a una fiesta resultaron positivos al coronavirus, pese a que estaban vacunados, y al menos 17 de ellos son sospechosos de contagio con la variante ómicron, informó la alcaldía, aclarando que el número podría aumentar a medida que avancen las pruebas de secuenciación.

Nuevas medidas

La agencia de salud europea advirtió que la variante, aparentemente más contagiosa y con múltiples mutaciones, será dominante «en los próximos meses» en la Unión Europea, mientras que la Organización Panamericana de Salud alertó de que «pronto» estará en circulación por todas las Américas.

Alemania reforzó medidas ante su peor ola del coronavirus, pues «la situación es muy, pero muy complicada», dijo el futuro canciller, Olaf Scholz, tras una reunión con la líder del gobierno saliente, Angela Merkel, y los dirigentes de las 16 regiones del país.

Decidieron impedir el acceso al tercio de alemanes no vacunados a comercios no esenciales, restaurantes o lugares culturales y de ocio, en tanto estudian un proyecto de obligación vacunatoria, medida que se aplicará en la vecina Austria y que está en la mesa de numerosos gobiernos, como Sudáfrica o la misma Unión Europea.

De momento, Brasil es el único país latinoamericano con presencia de la nueva variante, que ha provocado la cancelación de las celebraciones de año nuevo en Sao Paulo y amenaza el carnaval.

También se aplazaron las negociaciones previstas en enero en Ginebra de la convención de la ONU sobre la biodiversidad (COP15) debido a la «incertidumbre» por ómicron.

En Washington, el presidente Joe Biden anunció una campaña de invierno para contener al COVID-19, sin medidas drásticas, con limitaciones a los viajes y un aumento de la vacunación, pues menos del 60% de la población está inoculada.

Desde principios de la próxima semana, además de estar vacunados, los viajeros que ingresen al país deberán presentar una prueba negativa realizada el día antes de su partida, indicó la Casa Blanca.

Propagación exponencial

Sudáfrica dio cuenta de una propagación «exponencial» del virus y la nueva variante ya es dominante en el país. Las autoridades informaron de un pico de contagios en niños, peor aún no se sabe si está vinculado a la ómicron.

Según un estudio de científicos sudafricanos, el riesgo de volver a contraer COVID-19 es tres veces mayor con la variante ómicron que con las variantes beta y delta.

Esto se suma a temores de una mayor resistencia de la variante ómicron a las vacunas existentes, mientras los laboratorios se aprestan a desarrollar versiones específicas de sus fármacos.

Su aparición nubla las perspectivas de recuperación económica, indicó la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), pidiendo que «las vacunas sean producidas y distribuidas lo más rápidamente posible en todo el mundo».

El FMI, en tanto, instó el jueves a las economías del G20 a ampliar su iniciativa de alivio de la deuda, al advertir que muchos países podrían sufrir un «colapso económico» podrían enfrentar presiones financieras y recortes de gastos justo cuando se extiende la variante ómicron y se espera un aumento de las tasas de interés.

(03/12/2021)

Comparte y opina:

Variante ómicron: reportan primeros casos en Australia y 17 sospechosos en Oslo

La variante del coronavirus se propaga generando temor y una avalancha de medidas en un mundo cansado por dos años de una pandemia

Casos de variante ómicron en Oslo tras masiva fiesta

Por AFP

, / 3 de diciembre de 2021 / 09:34

Últimos reportes oficiales dan cuenta de 17 casos sospechosos de la variante ómicron de COVID-19 en Oslo, entretanto Australia informó que tres estudiantes de una escuela de Sídney están contagiados, indicando que son los primeros casos de transmisión local de esta mutación.

Oslo

Al menos 17 personas que asistieron a una fiesta en Oslo son casos sospechosos de la variante ómicron, después de que más de la mitad de los 100 participantes resultaran dar positivo al coronavirus, pese a que todos estaban vacunados, informó este viernes la alcaldía.

«Hasta ahora 60 personas han dado positivo (al COVID-19) en las pruebas PCR, y cuatro con los antígenos. Diecisiete probablemente con ómicron, pero esto tiene que ser confirmado. Hasta ahora hay un caso confirmado de ómicron tras la secuenciación», indicaron las autoridades de Oslo en un comunicado.  

Australia

Las autoridades sanitarias indicaron que además de los primeros cuadros de infección hay 10 casos sospechosos de ómicron en la misma escuela que están siendo confirmados, lo que puede ampliar el total de los contagiados.  

Este brote se produjo pese a la prohibición de entrada al país de extranjeros y a las restricciones a los vuelos procedentes del sur de África, donde esta variante fue detectada por primera vez.  

Las autoridades locales de Salud del estado de Nuevo Sur de Gales indicaron que estos son los primeros casos que «no tienen un historial de viajes ni vínculos con personas que hayan estado en el extranjero».  

Australia reportó varios casos de la variante ómicron, pero todos ellos eran viajeros que fueron puestos en cuarentena.

(03/12/2021)

Comparte y opina:

Un año de campaña de vacunación histórica contra el COVID-19

Mientras los países ricos inyectan ya dosis de refuerzo, los más pobres han protegido a ínfimos porcentajes de su población

Campaña de vacunación mundial anti COVID-19

Por AFP

/ 3 de diciembre de 2021 / 09:30

El 8 de diciembre de 2020, el lanzamiento de la vacunación anti COVID-19 en Reino Unido marcó el inicio de una campaña mundial de magnitud histórica, una carrera contrarreloj para atajar la pandemia del coronavirus.

Un año después, la mitad de la población mundial recibió al menos una dosis de la vacuna. Pero mientras los países ricos inyectan ya dosis de refuerzo, los más pobres han protegido a ínfimos porcentajes de su población.

Esta estridente desigualdad es uno de los principales puntos negros de esta campaña, salpicada también de controversias sobre los efectos secundarios aunque, son poco habituales, y por las protestas a la obligatoriedad de vacunarse en algunos países.

A continuación, un balance de un año de vacunación en el mundo, respaldado en una base de datos de AFP.

Uno de cada dos

Los británicos fueron los primeros en lanzar una campaña masiva, aunque países como Rusia o China ya habían comenzado a vacunar de forma limitada.

El Reino Unido usó principalmente entonces la vacuna AstraZeneca/Oxford, una de la veintena actualmente en circulación, desarrolladas todas ellas en un tiempo récord dado que el nuevo coronavirus se detectó por primera vez en China a finales de 2019.

Seguidamente, numerosos países desarrollados empezaron a vacunar en diciembre de 2020, en su mayoría con la vacuna de ARN mensajero del laboratorio Pfizer/BioNTech: Estados Unidos, Canadá y Emiratos Árabes Unidos el 14 de diciembre, Arabia Saudita el 17, Israel el 19, la Unión Europea el 27…

Un año después, más de la mitad de la población mundial (55%) ha recibido al menos una dosis, es decir, más de 4.300 millones de personas. Y al menos un 44% (3.400 millones) dispone de la pauta completa, según un balance de AFP a partir de datos oficiales.

En total se han administrado 8.100 millones de dosis en el mundo. Además de AstraZeneca y Pfizer, las otras vacunas más usadas son las desarrolladas por los estadounidenses Johnson & Johnson y Moderna, las chinas Sinopharm y Sinovac y la rusa Sputnik V.

Países pobres rezagados

Aunque al menos desde junio de 2021, casi todos los países del mundo están inoculando, el ritmo es muy lento en la mayoría de países pobres, si no queda interrumpido por falta de dosis.

El mecanismo Covax, impulsado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para garantizar un acceso igualitario a las vacunas, entrega su primer cargamento a finales de febrero en Ghana.

Pero rivalizando con países dispuestos a pagar altos precios por su suministro, Covax no ha entregado más que 591 millones de dosis a 144 países o territorios, lejos de los 2.000 millones fijados como objetivo para 2021.

Actualmente, en los países de bajos ingresos (según la clasificación del Banco Mundial), solo se administraron 9 dosis por cada 100 habitantes. La media mundial es de 104 por cada 100 habitantes y en los países de ingresos elevados alcanza las 149 por 100.

África es el continente menos protegido, con 18 dosis por cada 100 habitantes. Burundi y República Democrática del Congo son los países menos vacunados, con 0,007% y 0,06% de la población respectivamente.

Todavía hay dos países que no han empezado la inoculación: Eritrea y Corea del Norte.

Emiratos Árabes en primera posición

Entre los 50 países más vacunados, 39 son de ingresos elevados, con Emiratos Árabes Unidos en cabeza, con más del 89% de la población inmunizada.

Detrás se sitúan Portugal (87%), Singapur (86%), Catar (85%), Chile y Malta (84%), Cuba (81%), Corea del Sur y Camboya (80%), España y Seychelles (79%) y Malasia (78%).

Aunque empezaron con muy buen ritmo de vacunación gracias a suministros privilegiados, un año después países como Reino Unido (68%), Israel (67%) o Estados Unidos (60%) no figuran entre los más avanzados.

Dosis de refuerzo y vacunas a menores

Los países con ingresos elevados también figuran en cabeza de los 80 Estados que han empezado a administrar dosis de refuerzo. Entre ellos figuran casi todos los países de Europa, América del Norte y el Golfo.

También la mayoría suministran dosis a los adolescentes (12-17 años) y, algunos como Estados Unidos, Canadá, Israel, Cuba, Emiratos, Camboya o Venezuela, a niños desde cinco o seis años.

En la Unión Europea, Austria se avanzó a mediados de noviembre a la agencia de medicamentos comunitaria que no aprobó hasta finales de mes la administración de vacunas de Pfizer a niños de cinco años.

(03/12/2021)

Comparte y opina:

¿Vivo o muerto? Tras el rastro del líder supremo de los talibanes

Muchos afganos dudan de si el anciano clérigo está vivo o muerto. Incluso los más dedicados analistas del país se preguntan quién está realmente liderando el movimiento

Hibatullah Akhundzada o Haibatulá Ajundzadá es el emir de los talibanes

Por AFP

/ 3 de diciembre de 2021 / 09:28

Cuando los talibanes tomaron Kabul a mediados de agosto, llegando al poder de Afganistán por segunda vez, el misterio sobre el paradero de su líder supremo Hibatullah Akhundzada se hizo todavía más profundo.

Muchos afganos dudan de si el anciano clérigo está vivo o muerto. Incluso los más dedicados analistas del país se preguntan quién está realmente liderando el movimiento islamista radical.

AFP siguió el rastro del elusivo líder y los hallazgos no ofrecen respuestas concluyentes.

El 30 de octubre, dos meses después de que un portavoz talibán asegurara que Akhundzada estaba en buen estado en Kandahar, aparecieron rumores de que el «emir» había pronunciado un discurso en una madrasa de esta ciudad del sur.

Los dirigentes talibanes quisieron demostrar la autenticidad de su aparición con la divulgación de una grabación de sonido de más de diez minutos que recogía su discurso.

«Que Dios recompense a la gente oprimida de Afganistán que luchó contra los infieles y los opresores durante 20 años», afirma una voz anciana y resonante, supuestamente de Akhundzada.

Su perfil público previamente se había limitado a la difusión de mensajes escritos anuales durante las festividades islámicas.

En uno de los distritos más pobres de Kandahar, entre un arroyo repleto de basura y un camino polvoriento, dos combatientes talibanes montan guardia frente a la puerta azul y blanca de la madrasa Hakimia.

La ubicación atrae desde el 30 de octubre multitudes de curiosos y seguidores talibanes.

‘Llorando’

Cuando nos visitó el líder supremo, iba «armado» y acompañado por «tres guardias de seguridad», dijo a AFP el jefe de seguridad de la madrasa Massum Shakrullah. «Ni siquiera teléfonos o grabadoras» fueron aceptadas dentro del recinto, añadió.

«Todos lo mirábamos y estábamos simplemente llorando», recordaba Mohammed, uno de los estudiantes de 19 años.

Preguntado si podía confirmar que era Akhundzada, Mohammed señaló que él y sus compañeros estaban tan abrumados que «olvidaron mirar (…) su cara».

La necesidad de los líderes talibanes de mantener perfiles discretos se ha agudizado durante la última década de guerra, con la multiplicación de los mortíferos ataques de dron de Estados Unidos.

Akhundzada tomó las riendas del movimiento después de que un bombardeo matara a su predecesor, Mulá Akhtar Mansur, en 2016. Rápidamente se granjeó el respaldo del jefe de Al Qaida, Aymán az Zawahirí, que lo llamó «el emir de los fieles».

El respaldo del heredero de Osama bin Laden aseguró sus credenciales yihadistas con los viejos aliados de los talibanes.

El movimiento islamista ha publicado solo una fotografía de Akhundzada hace cinco años cuando asumió su liderazgo. Y esa imagen, donde aparece con barba gris, turbante blanco y mirada desafiante, era de dos décadas atrás, según los talibanes.

Su aparición acalló «rumores y propaganda» sobre su muerte, dijo Maulvi Said Ahmad, que dirige la madrasa de Kandahar. Parecía «exactamente el mismo» que el de la famosa foto, dice Mohammad Musa, de 13 años, que lo observó de lejos.

(03/12/2021)

Comparte y opina:

El fantasma de la destitución presidencial ronda otra vez en Perú

Castillo, un maestro rural de 52 años que ganó un reñido balotaje en junio frente a la derechista Keiko Fujimori, lleva 120 días de mandato acosado por la oposición

Pedro Castillo (der.) y los exmandatarios Pedro Pablo Kuczynski y Martín Vizcarra

Por AFP

/ 3 de diciembre de 2021 / 09:25

Perú enfrenta nuevamente la posibilidad de una abrupta salida de su presidente, un año después de haber tenido tres mandatarios en apenas cinco días.

El Congreso peruano, dominado por la oposición, decidirá este martes si acepta debatir una moción de destitución del presidente izquierdista Pedro Castillo, lo que recuerda las caídas de los mandatarios Pedro Pablo Kuczynski en 2018 y Martín Vizcarra en 2020.

«El actuar del presidente deja mucho que desear», expresó la legisladora Heidy Juárez, de Alianza para el Progreso (centroderecha), al apoyar la moción presentada el 26 de noviembre por tres partidos de derecha, entre ellos el fujimorista Fuerza Popular.

«El objetivo de estos grupos es vacar al presidente sin ningún sustento y con absoluta irresponsabilidad», reaccionó Castillo en un mensaje al país, el lunes.

Castillo, un maestro rural de 52 años que ganó un reñido balotaje en junio frente a la derechista Keiko Fujimori, lleva 120 días de mandato acosado por la oposición y pugnas en el oficialismo, lo que ha gatillado la salida de una docena de ministros.

El presidente fue salpicado por un escándalo de supuesta injerencia de su gobierno en los ascensos militares por el que fue citado a declarar el 14 de diciembre ante la fiscal nacional, Zoraida Ávalos.

Por este caso renunciaron el ministro de Defensa, Walter Ayala, y el secretario de la Presidencia, Bruno Pacheco. El nivel de desaprobación del presidente pasó de 46% en septiembre a 57% en noviembre.

«La mejor salida a la crisis sería la destitución de Castillo y su vicepresidenta [Dina Boluarte], y convocar a nuevas elecciones presidenciales», dijo a la AFP el sociólogo Fernando Rospigliosi, asesor de Fujimori.

«Es una embestida de la derecha, porque nunca aceptaron democráticamente haber sido derrotados en las urnas», declaró por su parte a la AFP la excongresista de izquierda y escritora Rocío Silva Santisteban.

‘Incapacidad moral’

La admisión a debate de la moción no está garantizada, pues este paso requiere el 40% de los votos de los legisladores asistentes. Y para remover a un presidente se necesitan los votos de al menos 87 del total de 130 parlamentarios.

La moción la presentaron parlamentarios de los partidos derechistas Avanza País, Fuerza Popular y Renovación Popular, que representan un tercio del Congreso. El oficialismo tiene una cifra similar.

La posible destitución de Castillo ronda en el aire desde su elección, cuando esos tres partidos denunciaron «fraude» a pesar del aval dado al proceso electoral por observadores de la OEA y la Unión Europea.

«Declárase la permanente incapacidad moral del Presidente de la República, ciudadano José Pedro Castillo Terrones», dice la moción.

La incertidumbre política levanta nubarrones sobre la economía peruana: el dólar está en alza y mientras cae la inversión privada, lo que frenaría el crecimiento.

«La moción de destitución pone su granito de arena en aumentar la incertidumbre», dijo a la AFP el economista independiente Jorge González Izquierdo.

Protestas

La presunta «incapacidad moral» también fue invocada para deshacerse de Kuczynski y de Vizcarra.

El 21 de diciembre de 2017, Kuzcynski (derecha) sobrevivió a un intento de vacancia gracias a los votos de Kenji Fujimori y una decena de fujimoristas disidentes, lo que enfureció a su hermana Keiko Fujimori, jefa del partido.

Sin embargo, el antiguo banquero de Wall Street renunció el 21 de marzo de 2018, un día antes de que el Congreso votara una segunda moción que, previsiblemente, iba a ser aprobada.

Vizcarra, quien debía completar el mandato de Kuczynski, superó un intento de destitución el 18 de septiembre de 2020, pero no pudo escapar del segundo dos meses después.

La remoción del popular mandatario de centro desató multitudinarias protestas, reprimidas con saldo de dos muertos y un centenar de heridos.

La represión generó una ola de repudio que condujo a la dimisión de Manuel Merino, el jefe parlamentario derechista que lo había reemplazado cinco días antes. Fue sustituido por el legislador centrista Francisco Sagasti, quien le entregó el poder a Castillo, el 28 de julio.

(03/12/2021)

Comparte y opina:

Últimas Noticias