viernes 7 may 2021 | Actualizado a 09:23

IVA para empresas extranjeras puede afectar al consumidor

/ 2 de mayo de 2021 / 20:43

Norma. Amazon Prime, Disney+, HBO Go y Netflix deberán tributar en el país

ECONOMÍA

Gravar un impuesto a las empresas extranjeras que ofrecen servicios digitales desde el exterior del país, provoca “incertidumbre” en la población. Dos expertos alertan que el impuesto afectará al consumidor pues tendrá que asumir el costo.

Este impuesto para compañías como Amazon Prime, Disney+, HBO Go y Netflix fue anunciado por el presidente Luis Arce el 22 de abril pasado. A través de su cuenta de Twitter, el mandatario escribió: “Enviamos a la Asamblea Legislativa Plurinacional el Anteproyecto de Ley para modificar la Ley 843 y ampliar el alcance del IVA a los servicios digitales provistos desde el exterior” y complementó: “Las grandes firmas que comercializan servicios digitales en Bolivia, desde el exterior, deben tributar en igualdad de condiciones que las empresas que operan en territorio nacional”.

Para la ciberactivista Eliana Quiroz el anunciado tributo es una tendencia que se ha visto en la región latinoamericana y en varios otros países en el mundo, en especial en la Unión Europea y en la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) se debate esta necesidad hace varios años.

“Es una forma de generar recursos para el Gobierno en un momento en que se reducen los ingresos, está dirigido principalmente al quintil (20% o un quinto) más alto que está conectado a internet y paga por servicios en línea. La duda que tengo es si el esfuerzo vale la pena, es decir, si se logrará recaudar lo planificado al menos”, dijo a LA RAZÓN.

Asimismo, consideró que el citado impuesto será asumido, es decir, pagado por el consumidor boliviano. “En el sentido de que los consumidores y consumidoras son quienes finalmente pagan el impuesto, sí. Pero hay que esperar a ver cómo reaccionan las empresas extranjeras”, indicó.

FOTO INTERNET

Al respecto, el coordinador de Startups Bolivia, Antonio Riveros, sostiene que estas empresas extranjeras son “bastante pragmáticas” y lo más seguro es que pasen el impuesto al consumidor y sigan trabajando de manera normal.

“Es muy difícil que el Estado pueda obligar a que los proveedores extranjeros puedan pagar impuestos desde su precio actual, es decir, lo mas práctico y seguro es pasar dicho impuesto al usuario, entonces sí tendría que hacerse cargo del IVA (Impuesto al Valor Agregado)”, afirmó.

EFECTOS. El experto recordó que entre 2017 y 2018, en Argentina, Colombia y Uruguay, se han aprobado las leyes para gravar el impuesto IVA a estas empresas y conforme a esa experiencia se puede asumir que “las tarjetas de crédito y débito tendrán que ser los agentes de retención”, como se aplica en los países vecinos.

“Habrá que ver qué opina la banca (nacional) con este mecanismo.

Otra opción es que se obligue a estas empresas a abrir una oficina con representante legal en Bolivia para que facturen como cualquier empresa nacional, esto puede ser incómodo para dichas compañía que haciendo su evaluación costo-beneficio podrían decidir dejar el país”, advirtió.

No obstante, Quiroz observó que las decisiones de las empresas extranjeras pueden ser variadas, tal como se ve en otros países. Algunas podrían decidir salir del mercado boliviano pero, como suelen buscar influencia monopólica, es poco probable que alguna decante por ahí.

“Lo que es más probable que suceda es que trasladen el costo de los impuestos IVA a las y los consumidores parcial o totalmente, dependiendo del volumen del negocio. En todo caso, si alguna empresa decidiera cerrar actividades en Bolivia, eso se convierte en una oportunidad para otras de ofertar los mismos servicios y competir”, según la ciberactivista.

Argumentó que en el caso de empresas como Uber Eats, integrada por personas que reciben el 100% de sus ingresos por ser repartidores de delivery, “sí pueden verse marcadamente afectadas porque tendrán que reducir el impuesto IVA de sus ingresos que no suelen ser altos”.

ALCANCE. En ese contexto, Riveros apuntó que las startups bolivianas como consumidoras de servicios de compañías que están fuera del país, comprenden que el Gobierno quiera incorporar a estas compañías al regimen del IVA.

Sin embargo, va a ser importante conocer el mecanismo de implementación para medir el efecto que va a causar en el consumidor local y el proveedor extranjero.

“Sin conocer el alcance de la ley, es difícil vaticinar lo efectos, no obstante puedo adelantar que las empresas extranjeras ven a Bolivia como un mercado pequeño, esto hace que si ven una resistencia para penetrar en el país no se les hará difícil decidir abandonarlo”, sostuvo.

FOTO INTERNET

Por ello, dijo que el Gobierno debe pensar en una ley para dos tipos de contribuyentes: los que usan servicios de streaming, videojuegos y otros de entretenimientos que “ya ven difícil pagar con tarjetas, gravarlos a ellos será un gasto directo y tendrán que evaluar si abandonan los servicios en función a su bolsillo y a las trabas burocráticas si es que hubieran”.

El segundo grupo son las entidades que usan estos servicios para sus actividades diarias como publicidad ADS (redes sociales), alquiler de servidores, entre otros.

“A ellos la factura podrá servirles para su crédito fiscal a la hora de declarar sus impuestos, siempre y cuando dicha factura pueda usarse como crédito fiscal, lo cual debería ser así”, expresó.

En tanto, Quiroz sugiere al Gobierno que ya inició contacto para el cobro de impuestos, amplíe la conversación a otros temas que como país nos interesa conversar con las plataformas digitales, relacionadas con la delincuencia transnacional como es la trata y tráfico de personas, que son captadas a través de los servicios de estas plataformas digitales y moderación de contenidos y libertad de expresión.

13% es el tributo más bajo que se paga en la región

Según evaluación del viceministro de Política Tributaria, Johnny Morales, en países de la región como Uruguay hace tres años ya se aplicó el impuesto IVA del 22% a las empresas extranjeras de servicios digitales. En Argentina pagan el 21%, en Chile desde hace un año pagan un 19%, al igual que Colombia y Costa Rica.

Con esa experiencia “vamos a incursionar con una tasa del 13%”, anunció esta autoridad a los medios de comunicación tras aclarar que no se prevé crear un nuevo impuesto para las compañías internacionales sino que éstas paguen el Impuesto al Valor Agregado (IVA) como lo hacen las firmas digitales bolivianas.

“Lo que estamos buscando es dar un trato igualitario, porque alguna empresa digital boliviana está prestando servicios y tributa al país. Lo que estamos buscando es que las empresas extranjeras también tributen al país por los servicios que venden”, dijo.

FACTURACIÓN. Por su parte, el presidente de la Comisión de Planificación, Política Económica y Finanzas de la Cámara de Diputados, Omar Yujra, aseguró a La Razón que el IVA del 13% a aplicarse en Bolivia a estas compañías es el más bajo de la región.

“No se crea un impuesto y lo que hemos analizado es que la tasa impositiva del 13%, que es nuestro IVA, es una de las más bajas de la región; por cuanto este impuesto ya se lo aplica en varios países y es una buena señal que también nosotros estemos aplicando esto, porque va a beneficiar también a la coparticipación tributaria, es decir, va a beneficiar a los municipios y a las universidades”, explicó el legislador.

Además, aclaró que al ser el IVA un tributo indirecto y considerando la experiencia de Argentina, Chile, Colombia y Uruguay, “el impuesto lo comparte la empresa y lo comparte el consumidor, esto por la sencilla razón que estos servicios son bastante competitivos y obviamente no se va a pasar todo el costo hacia el consumidor final”.

La recaudación obtenida, el Estado lo redistribuye entre los mismos municipios y las universidades, y el ciudadano lo va a ver esto en proyectos de inversión y en políticas sociales, justificó.

En tanto, el viceministro Morales anticipó que la forma de incluir a estas compañías internacionales para que cumplan el impuesto IVA será mediante la inscripción voluntaria de cada proveedora internacional al padrón tributario boliviano.

FOTO INTERNET

“Tenemos inclusive el directorio de todas estas empresas, vamos a comenzar a tomar contacto y les vamos a advertir que ya se va a incorporar dentro del IVA los servicios digitales desde el exterior y les vamos a invitar cordialmente a que vengan y se incluyan al padrón. Ellos prestan un servicio y por el total de facturación que ellos hagan van a tener que pagar el impuesto, como cualquier empresa que vende un servicio”, detalló la autoridad.

RECAUDACIÓN. Con este impuesto aplicado a las empresas extranjeras de servicios digitales en el país, el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas estima recaudar Bs 30 millones. “Entendemos que es una proyección bastante conservadora frente a que estos servicios están creciendo a todo nivel, entonces con el tiempo habrá mayores recursos para el Estado”, comentó Yujra.

El proyecto para modificar la Ley 843 y ampliar el alcance del IVA a los servicios digitales es analizado técnicamente por la comisión económica de la Cámara Baja y se estima su tratamiento legislativo esta semana.

    

Las formas de gravar tributos a los ricos

Fortunas. De Washington a Singapur, pasando por Buenos Aires, el debate crece.

1. EEUU No aplica un impuesto a la fortuna.

Por AFP

/ 2 de mayo de 2021 / 20:32

MUNDO

El debate se intensifica sobre la posibilidad de gravar a los más ricos para rescatar unas arcas nacionales que la pandemia vació. A continuación, una vuelta al mundo sobre cómo imponer tributos a las grandes fortunas.

No existe impuesto sobre la fortuna en Estados Unidos, pero su presidente Joe Biden desea aumentar el tipo máximo de imposición del 37% al 39,6% para el 1% de los hogares más ricos, desmontando así la reforma fiscal de 2017 de Donald Trump.

Su “Proyecto para las familias estadounidenses” busca también casi doblar, hasta el 39,6%, el impuesto sobre los ingresos del capital para el 0,3% más rico y suprimir algunos nichos fiscales (donaciones, rentas procedentes de fondos especulativos,…). 

Este plan será objeto de una dura batalla en el Congreso estadounidense.

EUROPA. En Alemania no existe el impuesto sobre el patrimonio desde su suspensión por el Tribunal Constitucional en 1995. Un 72% de los alemanes se dicen favorables a su reintroducción.

En Francia este impuesto se suprimió en 2018 y se sustituyó por un impuesto sobre la fortuna inmobiliaria, que excluye las acciones del patrimonio imponible para favorecer las inversiones productivas. En paralelo, se introdujo un impuesto ( flat tax) a las rentas del capital.

En España, el gobierno de izquierdas de Pedro Sánchez retomó la cuestión a mediados de 2020 para financiar el aumento del gasto público provocado por la pandemia.

El impuesto sobre el patrimonio pasa así del 2,5% al 3,5% por un tiempo indefinido para las fortunas superiores a 10 millones de euros ($us 12 millones).

Pero, en este país descentralizado, la región de Madrid, dirigida por la derecha y la más rica, aplica una exención del 100%, que limita el impacto de la reforma.

En el Reino Unido no hay un impuesto sobre la fortuna y el gobierno de Boris Johnson no estudia adoptarlo, ya que quiere seguir siendo atractivo para los empresarios de ese país y grandes fortunas tras el Brexit.

En Italia tampoco existe un impuesto sobre la fortuna. En noviembre, el entonces gobierno de centro-izquierda rechazó una enmienda a su proyecto de ley de finanzas que pedía instaurar un “impuesto sobre el patrimonio” y la derecha tampoco lo quiere.

1. EEUU No aplica un impuesto a la fortuna. FOTOS AFP

2. Brasil Propuestas no progresaron en el Congreso.

3. PARAGUAY Por ahora, no avanza su normativa.

4. ARGENTINA Puso en marcha un impuesto no renovable.

5. BOLIVIA Aplica a fortunas mayores a Bs 30 MM.

6. CHILE Fracasó un intento de adoptar un impuesto.

LATINOAMÉRICA. Según la Red Latinoamericana por Justicia Económica y Social (Latindadd), el 1% más rico de la región posee el 41% de la riqueza, pero solo contribuye a las arcas públicas en alrededor el 3,8%. Solo Argentina y Bolivia han puesto en marcha un impuesto no renovable. Combatido por la derecha, el “aporte solidario y extraordinario”, que se aplica a las 12.000 rentas más altas, debería aportar 3.000 millones de dólares a Buenos Aires. Tres meses antes de morir, Diego Maradona dijo en su cuenta en Instagram pedir “a Dios” la aprobación de esta medida. “En estos momentos de crisis se necesita la ayuda de los que más tenemos”, agregó, recordando a su cuñado muerto por COVID-19.

En Brasil las propuestas sobre una mayor imposición a los ricos no progresaron en el Congreso y no forman parte de los proyectos sobre reforma fiscal. Sin embargo, “la instauración de impuestos a (…) las grandes fortunas” está inscrita en la Constitución de 1988, pero nunca se aplicó por temor a una fuga de capitales.

En Chile los legisladores de la oposición de izquierda fracasaron el año pasado en su intento de adoptar un impuesto transitorio del 2,5% para los “súper ricos” que dispongan de más de 22 millones de dólares de patrimonio

ASIA Y OCEANÍA. En India el gobierno de Narendra Modi suprimió el impuesto sobre la fortuna en 2015 tras décadas de malas recaudaciones y lo remplazó por un recargo de hasta el 37% para los ingresos superiores a los 50 millones de rupias (561.000 euros, aproximadamente $us 677.000).

Aunque India es uno de los países con más desigualdades del mundo, el temor que la imposición a los más ricos impulse la evasión y el fraude fiscal paraliza al Gobierno.

En Australia, donde el tipo máximo del impuesto sobre la renta es del 37% para los montos que superan el equivalente de 70.000 dólares, el Gobierno liberal no se plantea gravar a los ricos.

El pequeño partido de los Verdes propuso un impuesto sobre la fortuna del 6% para los 120 multimillonarios australianos, cuya fortuna progresó en unos 51.000 millones de dólares durante la pandemia.

En Singapur el impuesto sobre el patrimonio adopta la forma de un impuesto sobre la propiedad, ya que la riqueza de muchos singapurenses está constituida de activos inmobiliarios.

Los gravámenes adoptan dos formas: el impuesto del timbre (“buyer stamp duty”), que se eleva al 20% para los no residentes y al 25% para las compañías, y un impuesto sobre bienes inmuebles progresivo que puede alcanzar el 20% del valor de alquiler anual, dependiendo de si su propietario ocupa o alquila la propiedad. 

Comparte y opina:

Hipermaxi tiene una nueva sucursal

TECNOLOGÍA. A través de una app ya se hacen pedidos y entregas

Tienda digital de Hipermaxi.

/ 2 de mayo de 2021 / 19:47

EMPRESA

La cadena más grande de supermercados del país ofrece oficialmente a todos sus clientes la forma más sencilla y rápida de comprar a través de su nueva aplicación Hipermaxi, que ya está disponible para dispositivos móviles como Android y para iOS.

Con esta aplicación, los clientes de este establecimiento comercial pueden recibir los productos que necesitan en la puerta de sus casas. Para ello deben cumplir sencillos pasos como registrarse, especificando su dirección y elaborar su pedido de productos, aprovechando las ofertas y los precios bajos que brinda Hipermaxi.

La app de este supermercado ya está disponible para las ciudades de La Paz, Cochabamba y Santa Cruz de la Sierra, conforme a la cobertura de la zona.

 

Comparte y opina:

Ecofuturo apoya el cuidado del medio ambiente

LIMPIEZA. La entidad respalda la campaña del francés Alexis Dessard

Alexis Dessard

Por Marco A. Ibañez

/ 2 de mayo de 2021 / 19:36

EMPRESA

El Banco PYME Ecofuturo se sumó a la campaña de limpieza que se llevó adelante los pasados días en el estrecho de Tiquina, ubicado en el lago Titicaca, liderada por el activista francés Alexis Dessard, a través de la donación de gorras, barbijos y la provisión de transporte para los voluntarios.

Conforme a su programa de Responsabilidad Social Empresarial, las acciones de cuidado del medio ambiente son relevantes para esta entidad financiera a fin de generar conciencia y modificar hábitos nocivos de la población en general.

“En esa ocasión hemos adherido nuestra actividad de Ecolimpieza a la campaña de voluntarios liderada por el francés Alexis Dessard, de manera que sumemos esfuerzos para contribuir a la limpieza de un lugar turístico y emblemático del departamento paceño como es el lago Titicaca”, destacó el gerente general de Ecofuturo, Gustavo García.

El apoyo a esta actividad ambiental tenía como objetivo incentivar también a que otras instituciones se sumen a la iniciativa generada por jóvenes activistas que están cumpliendo la labor de limpiar el país, recorriendo los lugares más representativos de cada departamento, recolectando toneladas de desechos.

”Estoy impresionado porque hay varias iniciativas de limpieza en varios lugares de Bolivia, eso es genial y me alegra mucho. Es muy importante el apoyo de Banco Ecofuturo, pues nos ayuda a concientizar a más gente que no bote basura y también a lograr que se replique la actividad. El difundir la actividad a través de los medios de comunicación también nos ayuda, puesto que llegamos a más personas con el mensaje”, destacó Dessard.   

Comparte y opina:

Amaszonas inaugura oficina en Cochabamba

Desarrollo. La aerolínea continúa apostando a la conectividad en el eje troncal

Por Marco A. Ibañez

/ 2 de mayo de 2021 / 19:28

EMPRESA

La compañía Amaszonas asumió el desafío de continuar apostando al desarrollo y a la conectividad del país a través de rutas aéreas a escala nacional e internacional. Con ese horizonte, en los pasados días inauguró una nueva oficina en Cochabamba.

Este centro ubicado en la plazuela Constitución 879, entre calles 16 de Julio y Chuquisaca de la urbe cochabambina, permitirá a los usuarios de esa capital acceder a los servicios de pasajes aéreos y carga, en una zona céntrica y de fácil acceso, con la mejor atención y cumpliendo todas las medidas de bioseguridad.

Al respecto, el gerente regional de Amaszonas Cochabamba, Rouss Lee Sanzetenea, señaló: “Hace 21 años iniciamos operaciones y seguimos apostando al crecimiento y desarrollo de la región y del país, hace dos años renovamos nuestra flota de aeronaves al modelo Embraer 190, del año 2018 de fabricación; estas aeronaves cuentan con tecnología de vanguardia, con capacidad de 110 asientos y 3,5 t de carga, siendo los más modernos del mercado, permitiéndonos apostar por la expansión de rutas y ofertas con mayores frecuencias en el eje troncal, puente aéreo, norte y sur del país, y rutas internacionales de Iquique y Asunción”.

Los vuelos hacia y desde Cochabamba salen todos los días desde las ciudades de La Paz y Santa Cruz, con conexiones al resto del país, así como Iquique y Asunción, con hasta 10 frecuencias diarias en cada ruta.

ACTIVIDADES. Superando las expectativas previstas, Amaszonas concluyó también en los pasados días su campaña Boomerang, a través de la cual los clientes pagan la ida y del retorno se encargaba esta aerolínea. Esta actividad que se suma a sus productos comerciales innovadores estuvo vigente entre el 22 y el 26 de abril y para viajar hasta el 31 de octubre con boletos desde Bs 299 ida y vuelta partiendo de Cochabamba hacia La Paz o Santa Cruz.

Amaszonas también cuenta con un servicio de carga que seguirá contribuyendo, como lo viene haciendo, transportando medicamentos y alimentos, entre otros, al departamento, ahora con mayor capacidad, finalizó el ejecutivo.

Pese a la crisis que experimenta el sector de aerolíneas, esta compañía boliviana anunció que continuará con su visión integradora de Sudamérica.

Comparte y opina:

WILLIAM FOSTER: Continuos déficits fiscales y de balanza de pagos debilitaron el perfil crediticio de Bolivia

El Vicepresidente Senior de Crédito y analista principal de la calificadora de riesgo internacional Moody’s Investors Service hace un balance del riesgo crediticio del país cuya valoración fue rebajada dos veces en 2020 a B2, es decir que carece de las características de una inversión deseable y sujeto a riesgo alto.

Por Marco A. Ibañez

/ 2 de mayo de 2021 / 19:01

ENTREVISTA

Moody’s es una calificadora de riesgo crediticio internacional, que emite opiniones sobre la capacidad y voluntad de un país de cumplir oportunamente con el pago de un instrumento de deuda. En 2020, en dos oportunidades bajo la calificación de Bolivia de Ba3 (contiene elementos especulativos y está sujeto a riesgo crediticio sustancial) a B2, una variación que no se debe a la crisis económica ocasionada por el COVID-19 sino a continuos déficits fiscales y de balanza de pagos que llevaron a un deterioro de las cuentas públicas y de las reservas internacionales. De éste y otros temas conversó LA RAZÓN con William Foster, vicepresidente senior de Crédito.

— ¿Cuál es la metología que aplica Moody’s?

—Los principales pasos del proceso de calificación de Moody’s son: recopilar suficiente información para realizar el análisis crediticio; llegar a una conclusión en un comité sobre la calificación pertinente; informar la asignación de calificaciones al mercado y a los participantes del mercado; monitorear continuamente el perfil crediticio de los emisores para determinar si debe cambiarse la calificación; informar al mercado y a los participantes del mercado respecto de cualquier cambio en las calificaciones asignadas como subas, bajas, cambios de perspectiva, etc.

—¿Cuáles son los tipos de calificaciones que realiza?

—La escala de calificaciones de Moody’s comprende 21 escalones que van desde la más alta Aaa, hasta la más baja C. Se divide en dos secciones: grado de inversión y grado especulativo. La calificación más baja dentro del grado de inversión es Baa3; la calificación más alta dentro del grado especulativo es Ba1.

—¿Cómo impacta la calificación entre los inversores internacionales y otros organismos?

—Los inversionistas utilizan las calificaciones como apoyo para asignar un precio al riesgo crediticio de instrumentos de renta fija que pudieran comprar o vender. Muchos inversionistas también usan las calificaciones como límite a sus parámetros de inversión y como un medio para expandir sus horizontes de inversión hacia mercados o tipos de valores que no cubren con sus propios análisis. Debido a que los grandes inversionistas globales se guían con las calificaciones de Moody’s, las calificaciones les ayudan a proporcionar a los emisores de deuda el acceso estable y flexible a esas fuentes de capital. Es importante aclarar que las calificaciones no son recomendaciones para comprar o vender, ni tampoco son una garantía de que no ocurrirá un incumplimiento.

—¿Cuál es su evaluación de las calificaciones que obtuvo Bolivia en los últimos años?

—Moody’s bajó la calificación del Gobierno de Bolivia a B2 desde B1 en septiembre de 2020, tras una baja a B1 desde Ba3 en marzo de 2020. La calificación se ha mantenido estable en Ba3 de junio de 2012 a diciembre de 2019, cuando se la colocó en revisión para la baja.

—En un escenario de crisis económica, ¿cuál fue la calificación que obtuvo Bolivia en 2020?

—La calificación de Bolivia fue rebajada dos veces en 2020 a la calificación actual de B2, desde Ba3. Sin embargo, esta baja no surge de la pandemia de coronavirus. El perfil crediticio de Bolivia ya se encontraba debilitado antes de la pandemia debido a continuos déficits fiscales y de balanza de pagos que llevaron a un deterioro de las cuentas públicas y de las reservas internacionales. La caída de la producción y los ingresos del sector de hidrocarburos contribuyó a los déficits fiscales y externos, además de tener un impacto negativo sobre el crecimiento económico. Factores políticos y tensiones sociales tras las elecciones presidenciales de 2019 agravaron aún más el perfil crediticio del soberano que, adicionalmente, fue afectado el año pasado por la pandemia.

—¿Qué factores pueden impulsar una subida de la calificación de Bolivia?

—La calificación de Bolivia podría subir si el Gobierno implementa políticas que reduzcan de manera sostenida y significativa los desequilibrios de las cuentas fiscales y las cuentas externas, además de impulsar un fortalecimiento sostenido de las finanzas públicas y las reservas internacionales. Reformas estructurales que mejoren las perspectivas de crecimiento económico de mediano plazo y permitan una mayor diversificación económica reduciendo la dependencia en el sector de hidrocarburos, brindarían un apoyo adicional al perfil crediticio de Bolivia.

—¿Qué factores podrían impulsar una baja de la calificación del Gobierno de Bolivia?

—La calificación de Bolivia podría bajar si los déficits fiscales y de balanza de pagos continúan aumentando y las políticas gubernamentales no lograran revertir de forma manifiesta el deterioro registrado en el ámbito fiscal y en las reservas de divisas. Un incremento del riesgo político, así como incertidumbre en torno al rumbo de las políticas económicas, también ejercerían mayor presión a la baja sobre la calificación.

PERFIL

Nombre: William Foster

Cargo: Vicepresidente Senior de Crédito de Moody’s Investors Service

ANALISTA

Se unió a la calificadora internacional Moody’s en 2016, luego de trabajar 10 años en el Departamento del Tesoro de EEUU. De 2012 a 2015 fue agregado financiero de la Embajada de EEUU en Nueva Delhi, siendo su principal experto económico y diplomático financiero en India.

William se incorporó a la Oficina de Asuntos Internacionales del Tesoro como economista internacional en 2006 y cubrió una amplia gama de geografías, incluidas América Latina, el sur y el este de Asia.

Trabajó también como consultor de gestión en Accenture. Tiene una maestría en Asuntos Internacionales en Política Económica y Financiera Internacional de la Universidad de Columbia y una licenciatura de la Universidad Wesleyan (EEUU).

Comparte y opina:

Últimas Noticias