La Revista

lunes 17 may 2021 | Actualizado a 15:33

Recreación de cuadros de Blanes, Van Gogh y Goya denuncia impacto de la pandemia en Uruguay

Las fotografías recrean la imagen de los cuadros utilizando la misma cantidad de personajes y en la misma posición, pero con elementos del siglo XXI y de la pandemia de COVID-19, como las infaltables mascarillas.

Por AFP

/ 4 de mayo de 2021 / 13:43

Un fotógrafo de teatro y un colectivo de actores recrean cada semana cuadros de reconocidos pintores en clave pandémica para invitar a una reflexión sobre la crisis sanitaria y denunciar la situación agónica de la cultura en el Uruguay actual.

«Un episodio de la fiebre amarilla en Buenos Aires» (1871), del uruguayo Juan Manuel Blanes; «Los comedores de patatas» (1885), del holandés Vincent Van Gogh; y «Los fusilamientos del 3 de mayo» (1814), del español Francisco de Goya, son las obras versionadas hasta ahora en el marco del proyecto «Uruguay, ensayo de una pandemia».

En todos los casos, las fotografías recrean la imagen de los cuadros utilizando la misma cantidad de personajes y en la misma posición, pero con elementos del siglo XXI y de la pandemia de COVID-19, como las infaltables mascarillas.

«Esto surge desde la angustia de no poder producir lo que querés hacer, lo que sabés hacer, lo que disfrutás», explica a AFP el fotógrafo Alejandro Persichetti, creador junto al colectivo teatral Primer Ensayo del proyecto que desde el 18 de abril difunde en redes sociales una foto por domingo.

«Son los mismos personajes y la misma pose, pero lo traemos al Montevideo de hoy. Desde mi lado les doy una cuestión onírica, una luminosidad más teatral. Que se note que no es una foto de prensa», añade sobre las imágenes que escapan al interés documental para proponer una arista artística, pero no por eso menos impactante.

DENUNCIA

Persichetti, quien se dedica exclusivamente al teatro, buscó la manera de fusionar su vocación con la coyuntura y su situación personal ante la suspensión de espectáculos públicos decretada por el gobierno a raíz del coronavirus.

«Estamos sin trabajo. Nos quedamos sin dinero y con la angustia de no poder producir», dice el fotógrafo a AFP.

«Y también queríamos hacer denuncia, generar un poco de ruido», añade el profesional al explicar que cada imagen pretende «contestar» a algún episodio político o social sobre la pandemia ocurrido en la semana.

En la última foto publicada, basada en la obra de Goya, quienes «fusilan» son periodistas que en lugar de armas tienen micrófonos.

La imagen alude a las amenazas en Twitter de una senadora oficialista, quien respondió a un artículo de prensa sobre el récord de contagios en Uruguay escribiendo que quienes «falsean la realidad de la pandemia en el país tendrán que rendir cuentas (…) por traición a la patria».

La foto fue titulada «Libertad o Patria».

REPERCUSIÓN

La elección de la primera publicación, la recreación de «La fiebre amarilla», era evidente, dice Persichetti.

«Todo el mundo iba a conocer a Blanes. Nos metíamos con ‘el pintor de la patria’, y justo con el tema de una pandemia», añade sobre una de las obras plásticas más importantes del prestigioso artista uruguayo, conocido por plasmar en lienzo hechos históricos.

El cuadro de Van Gogh, en tanto, aborda la problemática del hambre y la pobreza potenciadas por la pandemia.

Primer Ensayo, el grupo teatral que aparece en las fotografías, nació después de la crisis sanitaria «con el objetivo de visibilizar la situación crítica de la cultura a partir de la pandemia», cuenta a AFP Germán Weinberg, uno de sus integrantes.

Por eso, la propuesta de Persichetti cayó «como anillo al dedo».

Las fotografías han circulado de forma masiva en redes sociales y captado la atención de los medios locales, una repercusión que superó cualquier expectativa, aseguran ambos. «Nos pasó por arriba», dice el fotógrafo con una sonrisa.

Comparte y opina:

‘No se trata de estar al nivel de Rafa o Novak’, confiesa Federer antes de Ginebra

Una doble operación de rodilla alejó al tenista suizo de 39 años de las pistas entre febrero de 2020 y marzo 2021 y, a su vuelta en Doha, en pista dura

El tenista suizo Roger Federer

Por AFP

/ 17 de mayo de 2021 / 13:45

«Ya no se trata de intentar estar al nivel de Rafa o Novak»: Roger Federer, que vuelve a las pistas el martes en el torneo de Ginebra, no espera encontrar inmediatamente su mejor nivel, aunque confía en volver a ser «uno de los mejores».  

Una doble operación de rodilla alejó al tenista suizo de 39 años de las pistas entre febrero de 2020 y marzo 2021 y, a su vuelta en Doha, en pista dura, Federer ganó su primer partido pero perdió el segundo. Desde entonces no volvió a jugar.    

Tras el nivel visto el domingo en la final de Roma entre Rafael Nadal y Novak Djokovic el domingo, ¿Cree poder estar a la altura? 

–«Solo pienso en una cosa: mi propio nivel de juego. En el circuito, todos los compañeros han recuperado un buen ritmo. Y yo quiero lo mismo. Tengo trabajo por hacer para conseguirlo, necesito diez partidos. Hay dudas en cuanto a mi nivel actual, sabremos un poco más el martes.

No se trata ya de intentar estar al nivel de Rafa o Novak. No es lo que busco jugando en Ginebra».    

Vuelve a la competición en tierra batida cuando su objetivo actual es la hierba de Wimbledon. ¿El cambio de superficie no complica su programa? 

— Estoy contento porque mi rodilla aguantó bien el paso del duro a la tierra batida. Así que espero que sea lo mismo con el cambio a hierba. Desde 1998, cuando metí la hierba en mi programa, nunca encontré problemas para cambiar de una superficie a otra. Pero claro, tras una lesión siempre hay un poco de miedo, sobre todo si no has jugado desde hace tanto tiempo, como es mi caso. Lo importante es poder evaluar, en caso de molestias, si viene de la rodilla o de la falta de tiempo de juego. O si es porque, simplemente, soy más mayor…

¿Tiene la impresión de que el circuito cambió durante su ausencia? 

–«Es difícil decirlo, no he visto muchos torneos. Pero cada vez que miraba uno estaba impresionado. Tengo ganas de ver cómo estoy, en Doha me sorprendí un poco a mí mismo. El cambio ahora es de pista dura a tierra batida, así que me preocupo más de la superficie que de los adversarios. Me encuentro en buena salud y capaz de ganar partidos, recuperarme en una pista, servir durante horas y volver a empezar. Así es como ganaré en confianza. Pienso volver a estar entre los mejores. Aunque si algo está claro es que durante mi ausencia, la generación de los Tsitsipás, Zverev, Rublev y Medvedev ganó en importancia y experiencia. Dominic (Thiem) ganó un Gran Slam… Y Rafa y Novak sigue ahí. Da la impresión que el nivel de juego subió. Para mí, será aún más difícil». 

Comparte y opina:

Separatistas anuncian un acuerdo para mantener la coalición de gobierno en Cataluña

El anuncio llega a 10 días de culminar el plazo para evitar una repetición de las elecciones regionales celebradas el 14 de febrero

El líder de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) Pere Aragones (izq.) y el miembro del partido independentista catalán "Junts per Catalunya" (JxCat) Jordi Sánchez en conferencia de prensa

Por AFP

/ 17 de mayo de 2021 / 13:41

Con la amenaza de una repetición electoral en la esquina, los dos principales partidos separatistas de Cataluña aparcaron momentáneamente las diferencias surgidas tras la fallida secesión de 2017 y acordaron reeditar la coalición de gobierno en esta región española.

El anuncio llega a 10 días de culminar el plazo para evitar una repetición de las elecciones regionales celebradas el 14 de febrero, en las que los separatistas obtuvieron 74 de 135 escaños y un 52% de los votos.

«Izquierda Republicana (ERC) y Juntos por Cataluña (JXC) cierran un principio de acuerdo para (…) formar un gobierno de coalición y evitar, así, el escenario de la repetición electoral», indicaron en un comunicado conjunto ambas fuerzas, que gobiernan en coalición desde 2015.

Según este principio de acuerdo, el ejecutivo regional estará dirigido por el vicepresidente saliente Pere Aragonés de ERC que, con un discurso más moderado basado en el diálogo con Madrid, consiguió superar por primera vez a sus socios de JXC como fuerza separatista más votada.

En su comunicado, los separatistas no ofrecen detalles sobre el contenido del acuerdo que, según ellos, «se está terminando de ultimar por parte de los equipos negociadores» y se presentará en una rueda de prensa conjunta este lunes.

Discrepancias separatistas

El pacto llega después de semanas de bloqueo por las discrepancias entre ERC y JXC, comandada desde Bélgica por Carles Puigdemont, el líder catalán durante la fallida secesión de 2017.

Esta falta de acuerdo provocó el fracaso a finales de marzo de un primer debate para investir a Pere Aragonés, que solo obtuvo 42 votos a favor procedentes de su formación y de la independentista anticapitalista CUP.

A principios de mayo, con las negociaciones enquistadas, Aragonés anunció que rompía negociaciones con sus hasta ahora socios y se postulaba para formar un gobierno en solitario apoyado externamente por formaciones separatistas y de izquierdas.

Según explicó él mismo, el principal escollo era qué estrategia debe seguir el movimiento separatista tras el fracaso de 2017, que culminó con sus principales dirigentes condenados a largas penas de cárcel o huidos al extranjero.

Principal fuerza independentista hasta las últimas elecciones, JXC recelaba de la estrategia emprendida por ERC de aparcar los planes de ruptura unilateral y buscar una salida negociada con el gobierno español del socialista Pedro Sánchez.

«La mesa del diálogo (con Madrid) no es nuestra estrategia», explicaba días atrás su secretario general Jordi Sánchez.

La reconciliación llega después de la publicación de encuestas el fin de semana que apuntaban a un retroceso de los partidos separatistas y de una manifestación de cientos de militantes independentistas en Barcelona reclamando un acuerdo.

El comunicado no detalla cómo resuelven estas divisiones estratégicas que ya causaron múltiples desencuentros durante la última legislatura presidida por el delfín de Puigdemont, Quim Torra (2018-2020).

(17/05/2021)

Comparte y opina:

Elección de constituyentes en Chile cierra con 43% de participación, menor al plebiscito

La elección se realizó el sábado y el domingo para evitar contagios por el COVID-19, lo que según expertos pudo influir en esta menor afluencia de votantes.

Elecciones en Chile

Por AFP

/ 17 de mayo de 2021 / 13:35

La elección de constituyentes y autoridades locales que se desarrolló el fin de semana en Chile cerró con una participación del 43% de los votantes, menor al 51% que votó en el referéndum del 25 de octubre del año pasado.

Según los datos del Servicio Electoral (Servel), en la inédita doble jornada electoral que se desarrolló el sábado y el domingo votaron 6.458.760 personas, sobre un padrón de 14.900.190 electores, lo que da una participación del 43,35%.

La cifra de esta elección es menor a los 7.569.082 de votantes -un 50,9% del padrón total- que participaron en el plebiscito del 25 de octubre pasado en el que se decidió redactar una nueva Constitución para reemplazar la actual Carta Magna heredada de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

La elección se realizó el sábado y el domingo para evitar contagios por el COVID-19, lo que según expertos pudo influir en esta menor afluencia de votantes.

«Hay muchas comunas que aún están en cuarentena. Las condiciones del covid-19, a pesar de que ha aumentado la vacunación, pueden haber dificultado que muchas personas asistieran a sus locales de votaciones», indicó a la AFP Pamela Figueroa, académica de la Universidad de Santiago.

Los candidatos independientes arrasaron en las urnas, resultado que dio un duro golpe a los partidos tradicionales de derecha y de izquierda.

Los 155 constituyentes electos deben escribir en un plazo de 9 nueves, prorrogable por una vez por tres meses más, la nueva Constitución de Chile. Luego de 60 días de entregada la nueva Carta Magna, se realizará un plebiscito ratificatorio con voto obligatorio.

(17/05/2021)

Comparte y opina:

Macron y Sisi ‘subrayan necesidad de poner fin a hostilidades’ entre israelíes y palestinos

Al término de una reunión bilateral, el mandatario francés "renovó su apoyo a la mediación egipcia"

El presidente de Francia, Emmanuel Macron (derecha), da la bienvenida al presidente egipcio, Abdel Fattah al-Sisi,

Por AFP

/ 17 de mayo de 2021 / 13:31

El presidente francés, Emmanuel Macron, y su homólogo egipcio, Abdel Fatah Al Sisi, subrayaron este lunes «la necesidad absoluta de poner fin a las hostilidades» entre israelíes y palestinos, «compartieron su fuerte preocupación por la escalada de violencia en curso y deploraron las numerosas víctimas civiles», anunció la presidencia francesa.

Al término de una reunión bilateral, el mandatario francés «renovó su apoyo a la mediación egipcia» y los dos jefes de Estado acordaron «seguir coordinándose para promover un rápido alto el fuego y evitar que el conflicto se extienda», añadió el Palacio del Elíseo.

(17/05/2021)

Comparte y opina:

La batalla de las viviendas en Jaffa, síntoma del malestar en Israel entre judíos y árabes

Esta ciudad portuaria, con bares de moda y restaurantes repletos, vive hoy al ritmo de calles cerradas por la policía montada

Etaf Jarbou se encuentra en la entrada de su casa en Jaffa, el histórico barrio árabe en el sur de Tel Aviv

Por AFP

/ 17 de mayo de 2021 / 13:25

Israa Jarbou ha dejado de ir a trabajar durante toda una semana por temor a ser agredida por judíos en el autobús en Jaffa, localidad mixta donde viven judíos y árabes, al sur de Tel Aviv.

«Van a darse cuenta de que soy practicante, asegura esta cajera de 27 años, bajo su hijab, velo musulmán que cubre la cabeza. «No hay ninguna seguridad».

David Shvets, estudiante judío de 24 años, salía el jueves de su escuela talmúdica Meirim Beyafo, ubicada en el mismo barrio donde vive la joven árabe israelí. Shvets cuenta que le tiraron piedras, y que el coche de un amigo y una sinagoga fueron incendiados.

«Nos movemos en grupo, con escolta policial para volver a nuestras casas por la noche» se lamenta, mientras califica la situación de «jungla».

Esta ciudad portuaria, con bares de moda y restaurantes repletos, vive hoy al ritmo de calles cerradas por la policía montada, mientras las fuerzas de seguridad patrullan, con fusiles automáticos.

El estado hebreo intenta así evitar los enfrentamientos en varias ciudades mixtas entre las comunidades judía y árabe, que representa el 20% de la población total de Israel.

Hay ataques contra sinagogas, mezquitas, cementerios, automóviles, incluso contra un teatro. Al menos un hombre ha muerto.

Viejos agravios

Estos enfrentamientos estallaron tras el inicio del 10 de mayo de los combates más intensos desde 2014 entre Israel y grupos armados de Gaza, en especial el movimiento islamista Hamás, en el poder en el enclave.

Israa Jarbou vive en un exiguo apartamento, con nueve personas, entre ellas su marido, sus dos hijos y su suegra Etaf.

Pero el barrio cambia rápidamente: sus vecinos árabes, pobres, son expulsados de sus viviendas sociales, para ser reemplazadas por lujosos apartamentos al alcance de judíos israelíes.

La familia Jarbou libra una pelea con el administrador público de viviendas sociales, Amidar, que intenta sacarla de ahí.

«Quieren expulsarnos» se lamenta Etaf Jarbou, la matriarca de 57 años.

Para Tony Copti, director de cine y librero, la amargura de los árabes nació con la creación de Israel en 1948.

Antes, la ciudad portuaria estaba repleta de médicos, ingenieros, escritores.

«Para los árabes palestinos, Jaffa era la capital de la educación, del teatro, del cine, de la prensa» relata Copti. «Era un país por sí solo»  De los 70.000 habitantes árabes en la época, solo quedaron 3.000 en 1948. Los demás huyeron o fueron expulsados, según Zochrot, asociación israelí de documentación de las comunidades palestinas.

Según Amir Badran, nacido en Jaffa y consejero municipal de Tel Aviv, la mayoría de los inquilinos actuales de Amidar en Jaffa son árabes, y más de un tercio de ellos están amenazados de expulsión.

Amidar «ignora el hecho que estas propiedades era originalmente palestinas (…) y no toma en cuenta que los árabes no tienen los medios para comprar estas propiedades», según la asociación.

El administrador ordenó la expulsión de los Jarbou en 2018, alegando alquileres impagados durante más de 30 años.

Comparte y opina: